| 4/21/2014 3:00:00 PM

Fuera del Mundial por culpa de las lesiones

Día a día se suman nombres a la larga lista de jugadores que por culpa de una lesión tendrán que ausentarse de Brasil 2014. Sus selecciones, y los aficionados, los van a extrañar en la Copa del Mundo.

Para los futbolistas, clasificar con sus países a un Mundial y tener que perdérselo, es tal vez una de las peores noticias que tienen que enfrentar a lo largo de su carrera, en la que solo les resta esperar que la oportunidad se presente de nuevo, alguna vez.

Para los aficionados, deseosos de poder aspirar a ganar el título representados por sus mejores jugadores, o de ver en acción a las máximas estrellas del mundo, su ausencia significa una gran pérdida. Las lesiones de los jugadores, que los obligan a marginarse del evento, son un lunar que afea al máximo espectáculo del deporte internacional. A la vez son el precio que el balompié debe pagar por la exigencia a la que somete a sus más talentosos representantes a lo largo de la temporada.

En otra vez será…

Uno de los casos que mejor ejemplifica esta situación es el del delantero colombiano Falcao. Después de dos largos años trabajando duro por llegar a la meta de clasificar a Brasil 2014, una ruptura de ligamento cruzado sufrida en enero lo tiene actualmente fuera del Campeonato del Mundo.

En las temporadas 2011/2012 y 2012/2013, con la mirada clavada en Brasil, Falcao trabajó con mucho empeño en su carrera. Se convirtió en el líder de la Selección de Colombia y en el máximo referente futbolístico del equipo; llevó al Atlético de Madrid a ganar la Liga de Europa y la Supercopa europea del 2012, competencias en las que fue el goleador, así como la Copa del Rey en España.

Al iniciar la temporada 2013/2014 se marchó al AS Mónaco, en uno de los fichajes más costosos del fútbol internacional. En el pasado mes de enero, en un partido de la Copa de Francia, se lesionó, y el vertiginoso ritmo de ascenso que debía terminar en la cumbre del Mundial de Brasil se detuvo. Como el suyo hay otros casos similares.

Los ausentes

La lista es larga y en ella, como los más destacados, se encuentran: Jairo Campos (Ecuador), Rhys Williams (Australia), y Christian Benteke (Bélgica), con ruptura del tendón de Aquiles; Bryan Oviedo (Costa Rica), con fractura de tibia y peroné; Víctor Valdés (España), Samir Nasri (Francia), Theo Walcott (Inglaterra), Robbie Kruse (Australia), Giuseppe Rossi (Italia), Jay Rodriguez (Inglaterra) y Kevin Strootman (Holanda), todos con la misma lesión que tiene Falcao.

La mayoría de ellos sufrieron sus lesiones apenas arrancando el 2014, y para recuperarse necesitarán un mínimo de tres a seis meses. Eso, en el mejor de los casos, significa que podrán ingresar a la convocatoria con las selecciones de sus países, pero llegarán a Brasil sin ritmo de juego, y casi que con la seguridad de ser únicamente parte de sus equipos nacionales como suplentes. Turistas futbolísticos en el Mundial, donde no tendrán posibilidades de asumir un papel protagónico.

Aun así, no son pocas las selecciones que desean por lo menos contar con el apoyo moral de sus estrellas en Brasil. En Colombia no pierden la esperanza de que Falcao pueda ir al Mundial, y desde Australia Rhys Williams ha dicho que no va a renunciar a defender la posibilidad de estar en el evento para el cual trabajó con tanto ahínco, especialmente cuando ya en el 2010 un problema en la pelvis le impidió estar en Sudáfrica. Ambos, al igual que otras figuras del fútbol, están dedicados hoy por hoy únicamente a los ejercicios de rehabilitación que les permitan volver a las canchas, y quizás participar en el torneo.

La clínica alemana

Uno de esas figuras es el alemán Sami Khedira, quien esta semana, cinco meses después de haber sufrido una ruptura de ligamentos de rodilla, ha vuelto a entrenar con el Real Madrid. El mediocampista muy probablemente podrá jugar con el club de la capital española el cierre de la temporada, y será tenido en cuenta por el seleccionador Joachim Löw en la convocatoria para Brasil 2014.

Lo mismo no se puede decir de una de las más prometedoras figuras de Alemania en los últimos años: Ilkay Gündogan. El jugador del Dortmund, según dio a conocer su entrenador Jürgen Klopp, no regresará al equipo esta temporada por culpa de los problemas de espalda que lo aquejan desde el verano pasado.

Gündogan, sin embargo, no se resigna a perderse el Mundial, y el seleccionador Löw mantiene para él, oficialmente, la puerta abierta. Esta solo se cerrará el 8 de mayo próximo, cuando se conozca la lista oficial de futbolistas nominados para el torneo. Allí muy probablemente se encuentren también otros nombres de jugadores que han estado luchando a lo largo de la temporada contra diversos problemas de salud: Marcel Schmelzer, Sven Bender, Mario Gómez, Miroslav Klose y Mesut Özil.

El único nombre descartado definitivamente en la convocatoria alemana es el del defensor central del Bayern Holger Badstuber, quien recientemente practicó nuevamente con el balón tras su doble ruptura de ligamento cruzado del 1 de diciembre del 2012.


DW/D.com
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?