| 4/16/2012 9:00:00 AM

JP Morgan ve tasa quieta en América Latina, salvo Brasil

Los países de América Latina mantendrían estables sus tasas de interés de referencia hasta fin de año en medio de un crecimiento económico regional en línea con su potencial, excepto Chile que la subiría en dos ocasiones y Brasil que la cortaría una vez más en su próxima reunión de política monetaria, dijo JP Morgan.

Luis Oganes, jefe de investigación económica para América Latina del JP Morgan, dijo a Reuters que la economía de la región productora de materias primas podría crecer este año un 3,6 por ciento, mientras Estados Unidos se recupera y China se desacelera.

"El crecimiento de América Latina en 2012 va estar en línea con su potencial de 3,7 por ciento", afirmó. "Entonces la desaceleración de la región no será dramática", agregó en una entrevista la noche del viernes.

Oganes dijo que por ejemplo en Chile los indicadores económicos recientes "son bastante sólidos", con datos de oferta y demanda mostrando una recuperación y cifras de desempleo llegando a niveles históricamente bajos.

Esto "daría pie a dos aumentos moderados de la tasa de interés clave (en Chile), en mayo y julio, que revertiría el recorte que ocurrió a inicios de año", afirmó el experto.

La actual tasa de referencia chilena es del 5,0 por ciento y ha permanecido sin cambios desde enero.

Según estimaciones del JP Morgan, la economía de Chile, el mayor exportador mundial de cobre, crecería un 5,0 por ciento, por encima de su potencial del 4,2 por ciento.

El experto comentó en tanto que en Brasil, la mayor economía de América Latina, la producción de manufacturas permanece estancada y inflación se ha desacelerado más de lo esperado.

De acuerdo a las proyecciones del JP Morgan, Brasil -un importante exportador de minerales de hierro y de alimentos como soja y carne- registraría este año una expansión económica del 3,1 por ciento, por debajo de su potencial del 4,0 por ciento.

"Eso le está dando espacio al banco central (brasileño) para que corte tasas, la próxima semana hay una reunión de política monetaria y esperamos que haya un último corte de 75 puntos básicos y llegar a 9 por ciento y allí va a parar", afirmó.

"Creemos que la inflación no va a permitir más recortes porque seguramente la inflación va a subir un poco en la segunda mitad de este año", agregó Oganes en una visita a Lima.

La inflación de Brasil fue en marzo de 0,25 por ciento, una cifra que apoya la intención del Banco Central de Reserva de conservar las tasas de interés en torno a sus pisos históricos para apuntalar el crecimiento económico.

Perú
En cuanto a Perú, el jefe de análisis regional de JP Morgan señaló que el país andino brillará este año con el mayor crecimiento económico de la región, de al menos un 5,5 por ciento, un poco por debajo de la meta oficial del 5,7 por ciento.

"El riesgo es más bien que Perú crezca más, creo que estamos siendo conservadores, no me sorprendería de que el crecimiento termine siendo inclusive cercano a un 6 por ciento", refirió.

Oganes dijo que tras el cambio de percepción del banco central peruano de que la inflación recién convergerá a su rango meta de entre un 1 al 3 por ciento a fin de año, el ente emisor ya no tendría espacio para recortar su tasa de interés en el 2012.

"Más bien la probabilidad es que si la convergencia se sigue demorando y el crecimiento se recupera a lo mejor en un momento, puede inclusive generarse presión para que el Banco Central de Reserva tenga que subirlo", indicó.

El Banco Central peruano mantuvo el jueves su tasa de interés en un 4,25 por ciento, el undécimo mes sin cambios, en medio de una economía local que crece a toda marcha y con tasas de inflación impactadas por factores temporales de oferta.

El experto afirmó que se espera en Perú una recuperación de la inversión pública este año, que compensará la menor inversión privada prevista, básicamente en el sector minero debido a problemas en la ejecución de proyectos clave.

El proyecto de oro y cobre Minas Conga, de la estadounidense Newmont y la local Buenaventura y que contempla una inversión de 4.800 millones de dólares, está detenido desde noviembre del año pasado por protestas de pobladores que temen que su desarrollo afecte sus fuentes de agua.

"La inversión de Conga es importante para impulsar otras inversiones mineras en los años venideros", subrayó.

"La inversión minera es parte importante de la inversión privada en el país. Casi un 80 por ciento de la inversión en minería proviene del sector privado, mientras que la inversión pública representa sólo un 20 por ciento", precisó.

Respecto a la percepción empresarial frente al Gobierno de Ollanta Humala, un militar retirado nacionalista que ha mantenido la política pro mercado, Oganes dijo que la confianza que se perdió en el proceso electoral pasado ha retornado.

"Humala ha mostrado un nivel de pragmatismo muy positivo (...) el presidente está actuando no de manera ideológica, sino de manera objetiva", afirmó Oganes.


Reuters
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?