| 5/16/2011 8:00:00 AM

Jefe del FMI acusado de agresión sexual

El jefe del Fondo Monetario Internacional (FMI), Dominique Strauss-Kahn, fue acusado el domingo de tratar de violar a una mucama en un hotel de Nueva York, en un escándalo que parece destruir sus esperanzas de buscar la presidencia de Francia.

Un esposado y agotado Strauss-Kahn apareció ante la prensa por primera vez el domingo en la noche cuando dos detectives lo escoltaron desde una estación de policía a un sedán de cuatro puertas. La policía dijo que sería llevado a la estación de fichaje en la corte criminal de Manhattan.

Las acusaciones de agresión sexual han dejado en medio de la confusión al FMI justo cuando la entidad buscaba aliviar la creciente crisis de deuda en la zona euro, y crean un panorama incierto para las elecciones presidenciales de Francia, en las que los sondeos mostraban a Strauss-Kahn como el favorito.

El socialista de 62 años, un actor clave en la respuesta mundial a la crisis financiera del 2007 al 2009 y de la actual crisis de deuda de Europa, por largo tiempo ha tenido la reputación de mujeriego. Pero las acusaciones que ahora enfrenta son mucho más graves.

Una mucama de 32 años dijo que él emergió desnudo desde un baño y que la agredió sexualmente dentro de la suite de 3.000 dólares la noche en el hotel Sofitel de Times Square el sábado en la tarde.

Sus abogados dijeron que él no se declarará culpable.

La primera comparecencia judicial de Strauss-Kahn ante un juez estatal había sido prevista para el domingo en la noche pero fue aplazada luego de que los investigadores pidieron a un juez una orden para revisar su cuerpo en busca de rasguños, dijo un portavoz policial.

El acusado aceptó someterse voluntariamente a un examen médico, dijo uno de sus abogados. No quedó claro dónde o cuándo se llevará a cabo el examen.

"Nuestro cliente voluntariamente dio su consentimiento para someterse a un examen científico y forense esta noche (...) a petición del Gobierno y por la hora hemos acordado posponer la lectura de cargos hasta mañana por la mañana", dijo el abogado William Taylor. "El está cansado, pero está bien", dijo Taylor al ser consultado sobre Strauss-Kahn.

La policía dijo que él huyó desde el hotel luego de la supuesta agresión y horas después lo extrajeron de su asiento de primera clase en un avión de Air France antes de que despegara hacia París.

Strauss-Kahn fue acusado de un acto sexual criminal, detención ilegítima e intento de violación, lo que lo llevó desde un cuarto en un lujoso hotel y una brillante carrera pública al escándalo y una modesta celda en el vecindario neoyorquino de Harlem en cuestión de horas.

Mientras él se encontraba detenido en Harlem el domingo, la mujer lo identificó desde una formación policial que incluyó a otros cinco hombres, dijo un portavoz de la fuerza. La policía dijo que Strauss-Kahn no tiene inmunidad diplomática para las acusaciones, que de ser comprobadas podrían conllevar una sentencia en prisión de 15 a 20 años.

Los policías han recolectado evidencia de ADN desde la suite del hotel, reportó el New York Times.

El FMI dijo que Strauss-Kahn se encontraba en Nueva York por negocios privados. El contrató al abogado de Nueva York Benjamin Brafman, un experimentado profesional que ha representado exitosamente a varias celebridades, para que encabece su equipo de defensa. La esposa de Strauss-Kahn, Anne Sinclair, dijo en un comunicado: "No creo ni por un segundo las acusaciones levantadas contra mi marido".

Crisis en FMI, "rayo" en elección
El Fondo Monetario Internacional dijo el domingo que su segundo funcionario al mando, John Lipsky, asumirá como director gerente interino de la institución global ante la ausencia de Strauss-Kahn. Las acusaciones son una vergüenza para el FMI, que autorizó miles de millones de dólares en programas de préstamos a países en problemas y jugó un papel primordial en los esfuerzos por resolver la crisis de deuda de la zona euro.

El euro cayó a un mínimo en seis semanas contra el dólar y a su menor nivel en dos meses contra el yen cuando los mercados abrieron el lunes en Asia debido a que la noticia se sumó a la incertidumbre sobre la entrega de ayuda a Grecia y otros países endeudados de la zona euro.

Las acusaciones inmediatamente ampliaron las posibilidades en la carrera electoral francesa.

Strauss-Kahn aún no había declarado su candidatura, pero se esperaba ampliamente que se postulara por el Partido Socialista y sondeos de opinión lo mostraban con una gran ventaja sobre el actual mandatario, Nicolas Sarkozy, quien buscaría un segundo período en las elecciones de abril del 2012.

La líder socialista Martine Aubry dijo que la noticia era como un "rayo". Francois Bayrou, un opositor de centro de

Strauss-Kahn, sostuvo: "Si se prueba que los hechos son ciertos, es algo degradante para todas las mujeres. Es terrible para la imagen de Francia".

Marine Le Pen, jefa del Frente Nacional de extrema derecha, afirmó que ahora las opciones de su rival de llegar a la presidencia habían desaparecido.

La gravedad de los delitos significa que la reputación de Strauss-Kahn no será apoyada por la cultura francesa de ignorar el comportamiento sexual de los políticos, tal como ocurrió en el 2008 cuando emergió ileso de un escándalo por mantener un romance con una economista del FMI. 

 

Reuters

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?