| 11/13/2015 12:05:00 AM

¿Qué relación existe entre el progreso de los países y el bilingüismo?

Un reciente estudio de la firma Education First (EF) expone que la competitividad económica de una nación está estrechamente ligada con las habilidades que tengan sus habitantes para desenvolverse en el idioma inglés. Colombia sale muy mal librada en esta materia.

“Se ha podido determinar que una persona bilingüe tiene mayores oportunidades de trabajo y puede recibir hasta un 26% más en ingresos con respecto a alguien que no lo es”, explicó en una entrevista concedida a Dinero el gerente general de EF para Colombia, Camilo Uribe.

“Los países que tienen mejores niveles de inglés tienen unas relaciones económicas más efectivas”, apuntó el directivo, al hablar acerca de la importancia del bilingüismo en sectores estratégicos como el turístico o financiero. Lea también: Colombia volvió a perder en inglés

“El Gobierno ha fortalecido sus inversiones en el área de bilingüismo, sin embargo, si vamos a la base vemos que los profesores necesitan una mayor capacitación, así como mayores ingresos y oportunidades para vivir una experiencia internacional”, apuntó Uribe. 

Esta debería ser una prioridad para Colombia si se tiene en cuenta que a mejores niveles de inglés el ingreso per cápita anual aumenta, según lo aclaró EF. Es así que las naciones con una calificación “muy alta” en inglés alcanzan los US$31.335 y las de peor rango tan solo US$2,646.

Otro de los datos interesantes que arrojó el análisis de EF tiene que ver con la relación entre el dominio del inglés y la calidad de vida de los habitantes, ya que las naciones mejor preparadas en materia de educación tendrían políticas sociales más desarrolladas que las que no. 

A su vez, el dominio de un idioma extranjero influye en la tasa de natalidad. El promedio de hijos por cada 1000 habitantes en una nación con un nivel muy alto de inglés es de 11 niños, un porcentaje que contrasta con los que tienen conocimientos moderados en esa materia (12), bajos (18) y muy bajos (21). 

Al no dominar una segunda lengua como el inglés los colombianos están perdiendo oportunidades de intercambios culturales, académicos y económicos”, advierte EF en el informe, realizado con base en las cifras de 70 países y las encuestadas aplicadas a 910.000 personas mayores de 18 años.

El investigador económico Ricardo Rocha, quien presentó los resultados de un trabajo sobre bilingüismo laboral en Colombia, considera que “el inglés es el latín de los tiempos modernos”, un idioma que “predomina” en las áreas de ciencia, tecnología o literatura.

Rocha se mostró preocupado porque el 84% de las personas bilingües se concentra en Bogotá, una cifra que contrasta con las bajas competencias en las ciudades portuarias que están llamadas a convertirse en puntos estratégicos para la relación comercial con el mundo. 

Colombia se raja nuevamente en inglés

El escalafón mundial de los países con mayores competencias en el dominio del idioma inglés fue liderado por Suecia (70,94 puntos), seguido por Países Bajos (70.58), Dinamarca (70.05), Noruega (67.83), Finlandia (65.32) y Eslovenia (64.97). 

Colombia quedó rezagada en la posición 57 entre 70 países evaluados con 46.54 puntos, lo que supone un retroceso de 15 puestos con respecto al año pasado. Este puntaje ubica al país en niveles inferiores al de Sri Lanka, Turquía, Yemen, Marruecos o Jordania.

EF calificó esta situación como preocupante ya que el manejo de una segunda lengua también “tiene una fuerte correlación con el nivel de educación, el grado de innovación y el desarrollo de nuevas tecnologías de una nación”. 

De hecho, la investigación de ese organismo estableció que las naciones con mayor número de científicos por cada millón de habitantes son las que tienen un nivel de inglés “muy alto” (4.930), seguido por las de grado alto (3,047), moderado (2,724), bajo (972) y muy bajo (450).

La inversión en Investigación y Desarrollo (I+D) con respecto al Producto Interno Bruto también es más alto en los territorios que dominan el inglés (2,3%), con respecto a los que tienen un nivel muy bajo como el de Colombia, Omán, Venezuela o Azerbaiyán (0,3%).

Las naciones bilingües también se destacan por tener un mejor acceso a las nuevas tecnologías. Muestra de ello es que los países clasificados en el escalafón “muy alto” tienen un índice de conectividad a internet del 87% y los peor situados en el ranking tan solo alcanzan el 41%. 
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

TEMAS RELACIONADOS

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?