| 7/13/2011 9:20:00 AM

España, en la línea de fuego de los mercados: ¿Qué está en juego?

La crisis financiera europea amenaza con hundir a España en el abismo y aunque el paciente aún no necesita de respiración artificial, parece que su situación podría seguir empeorando.

;
BBC

En las últimas 36 horas, la prima de riesgo de los bonos españoles se disparó hasta niveles récord y la bolsa cayó de manera pronunciada, con las acciones de los bancos nacionales entre las más afectadas.

Este mes, el gobierno de Madrid tiene que cubrir vencimientos por valor de unos 20.000 millones de euros (unos US$28.000 millones) y aunque hay recursos para cubrir este pago, el temor es que este aumento en su prima de riesgo -la diferencia de la rentabilidad de los bonos españoles en relación con los alemanes- comience a hacer insostenible su deuda.

"La prima de riesgo se encuentra en unos 330 puntos y el coste para la deuda pública es muy alto. No hay que olvidar que este es el coste que tenía Grecia poco antes del primer rescate", señaló a BBC Mundo Rafael Pampillón, director del Instituto de Empresas de Madrid.

Y el temor es que los mercados no den respiro. Un artículo del diario español El País recordaba que "la experiencia de esta larga crisis del euro nos dice que cuando los inversores empujan la prima de riesgo hasta un determinado punto, de ahí no bajan más allá de unos días de mejoría momentánea".

¿Qué está en juego?
Lo primero que está en juego, según Rafael Pampillón, es que en vez de una recuperación económica, veamos a España hundirse más en la crisis.

Con el interés de los bonos españoles en más del 6%, se pone en peligro la capacidad del gobierno de financiar su déficit público, se encarece el crédito para las empresas y se aleja la posibilidad de una recuperación económica.

Esto será evidente en poco tiempo, cuando el gobierno haga nuevas colocaciones de bonos en el mercado. El 21 de julio espera realizar una subasta de bonos con vencimiento a 10 años y otra a 15, y a inicios de agosto colocará bonos con vencimiento a tres años.

Ahí es que España comenzará a ver cuánto le cuesta al Estado el ataque de los mercados financieros.

Y además, está el impacto para la economía como un todo. Hace poco, el presidente del banco BBVA, Francisco González, señalaba que por cada 100 puntos básicos que sube la prima de riesgo se impide la creación de 160.000 puestos de trabajo.

En el centro de la crisis
Hace unos dos meses, los analistas señalaban que España estaba lejos de ser contagiada por la crisis que desde hace meses afecta a Portugal, Irlanda y Grecia, y que los mercados hacían una diferencia clara entre esta economía y la del resto de los países periféricos.

Sin embargo, la situación parece haber cambiado y el riesgo del contagio comienza a afectar no sólo a España sino también a Italia.

En cualquier caso, Andrew Walker, analista de asuntos económicos de la BBC, señaló que los mercados aún hacen una cierta diferenciación. "La muestra es que el costo de endeudamiento de Grecia ronda el 30% y el de España es del 6%".

Por otra parte, España dedica apenas un 4,3% de su Producto Interno Bruto al pago de los acreedores, por debajo del promedio de la Unión Europea, y no ha tenido por el momento dificultades para pagar su deuda.

Para Andrew Walker, el problema es que "los mercados comienzan a preocuparse ante el lento progreso de las autoridades europeas para responder a esta crisis y la dificultad de Italia para aprobar su plan de austeridad".

"España está atrapada en los vientos de esta gran tormenta", asegura Walker.

Y el peligro, según el analista, es que si los intereses sobre la deuda española siguen subiendo, España podría enfrentar problemas para tomar prestado y "va a necesitar un rescate de la Unión Europea".

El límite
Pero ¿cuál es el límite? ¿En qué punto será inevitable para España recurrir a un rescate?

Rafael Pampillón sostiene que "el límite es probablemente un 7% de intereses y ahora estamos en 6%".

"Cuando llegó Irlanda al 7%, cuando llegó Grecia a 7%, es cuando se produjeron los rescates, en muy poco tiempo. Es una situación que no se puede mantener en muy corto plazo.

Algo similar dijo a El País el economista Santiago Carbó: "Si llegamos a una prima de riesgo de 400 puntos (similar a un 7%)... estaremos en una situación al límite de Lehman Brothers".

En el fondo de esta crisis está también la sobrevivencia del euro, que alcanzó su peor cotización frente al dólar en cuatro meses.

Jean Francois Robin, del banco de inversión francés Natixis, le dijo a la BBC que "estamos en uno de los peores momentos de la crisis monetaria europea".

Los analistas señalan que un efecto contagio sobre España e Italia no es ya una posibilidad remota y mientras las autoridades europeas no encuentren una solución contundente a la crisis, la suerte de las economías periféricas y las del mismo euro -en su forma actual- están en la línea de fuego.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?