| 10/27/2010 12:35:00 PM

El reto de AL será administrar su bonanza, dice el Banco Mundial

América Latina podrá beneficiarse como nunca antes de sus recursos naturales si la demanda asiática de materias primas continúa, pero tiene el desafío de administrar correctamente esta etapa para apuntalar un crecimiento económico sostenido.

El reporte de la entidad considera que la abundancia de materias primas en la región podría representar una llave a la prosperidad, fue presentado el miércoles en Asunción por el economista jefe para América Latina y el Caribe del organismo, Augusto de la Torre.

De la Torre dijo que América Latina se recuperó con mayor velocidad y fortaleza de la crisis económica global en parte por el crecimiento de las exportaciones de materias primas a los mercados asiáticos y los altos precios de estos productos.

"Asumiendo que la demanda asiática de exportaciones como soja argentina, mineral de hierro brasileño, cobre chileno, pescado y minerales peruanos y otras materias primas latinoamericanas se mantenga, la región estará en una posición inmejorable para poder beneficiarse de sus recursos naturales", dijo De la Torre, según fue citado en un comunicado.

Según el informe, la participación de Estados Unidos como destino de las exportaciones de la región cayó de un 44% en 1990 a un 37% en el 2008, mientras que la de China creció más de diez veces en el mismo período. China es el mercado más importante para las exportaciones brasileñas de materias primas.

Pero el desafío es administrar correctamente la bonanza y destinar las ganancias a la inversión de capital humano, a construir infraestructura y fomentar la innovación, algo fundamental para el crecimiento económico.

"Es una oportunidad única para que la región pueda transformar esa riqueza en recursos naturales en prosperidad general. Las políticas públicas pueden ayudar a que se produzca un crecimiento continuo", dijo De la Torre en su disertación.

La creación de fondos de ahorro a largo plazo podrían ayudar a la región a manejar la inestabilidad de sus ingresos y a preservar la riqueza, sostuvo el informe, que citó a Chile y Trinidad y Tobago como países que ahorraron ganancias inesperadas para luego usarlas durante el período de caída.

"Se ahorra en los tiempos de vacas gordas y en los tiempos de vacas flacas se utilizan los fondos para estabilizar. En la región es difícil porque los políticos quieren utilizar los recursos ahora, pero hay que mostrarles que no es malo ahorrar", dijo.

Reuters

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?