| 11/22/2010 9:05:00 AM

Economistas preocupados por inflación en Estados Unidos

Las medidas adoptadas por la Reserva Federal estadounidense para inyectar más dinero en la economía, mediante compras de bonos del Gobierno, podrían generar inflación, pese a que el crecimiento se mantendrá moderado a lo largo del 2011, según un sondeo divulgado el lunes.

La Asociación Nacional de Economía de Negocios (NABE por su sigla en inglés) dijo que los 51 miembros de su panel de proyecciones siguen considerando a la inflación como un temor más grande que la deflación. El sondeo fue realizado entre el 21 de octubre y el 4 de noviembre.


La decisión de la Fed del 3 de noviembre de comprar 600.000 millones de dólares adiciones en bonos del Tesoro para estimular a la economía y evitar una espiral deflacionaria en los precios, ha sido blanco de críticas dentro y fuera del país. Cerca de un tercio de los panelistas de NABE cree que el segundo programa de compra de activos de la Fed reduce en cierto modo los riesgos de deflación, mientras que otro 33 por ciento considera que este podría acarrear riesgos inflacionarios.


Sin embargo, estiman que el medidor favorito de la Fed de inflación al consumidor, el índice de precios de consumo personal excluyendo alimentos y energía, subirá a un 1,5 por ciento para fines del 2011, desde una estimación del 1,0 por ciento para este año.
Este nivel se ubica por debajo de la zona de comodidad de la Fed de entre un 1,7 y 2,0 por ciento.


La inflación se ha mantenido controlada mientras la economía se recupera lentamente desde su peor recesión en 80 años. Los precios subyacentes al consumidor subieron un 0,6 por ciento en 12 meses a octubre, su menor incremento desde el inicio de los registros en 1957.


Los panelistas de NABE elevaron levemente su estimación de crecimiento del Producto Interno Bruto del 2010 y mantuvieron sin cambios la estimación para el 2011 de un crecimiento anual del 2,6 por ciento.


Según los miembros de la entidad, la economía crecería a una tasa del 2,7 por ciento este año, por sobre el 2,6 por ciento previsto anteriormente, aún por debajo del 3,5 por ciento que muchos analistas consideran necesario para comenzar a reducir el nivel de desempleo.


"Las proyecciones para el crecimiento real del PIB siguen por debajo de la media para el primer trimestre del 2011, pero se aceleran gradualmente a lo largo del período estimado", dijo el presidente de NABE, Richard Wobbekind. "Para todo el próximo año, se espera que el crecimiento del PIB sea moderado. Los factores que mantendrán contenido el crecimiento en el futuro serán la reestructuración de los balances de los consumidores y empresas, así como una menor contribución al PIB de la recomposición de inventarios y los estímulos del Gobierno", agregó.


Los panelistas pronosticaron una mejoría gradual del mercado laboral, con la creación de menos de 150.000 empleos mensuales en promedio hasta la segunda mitad del 2011.
Según el sondeo, la tasa de desocupación se mantendría por sobre el 9,5 por ciento durante la primera mitad del 2011, cayendo a un 9,2 por ciento para fines del próximo año.

 

 

Reuters

 

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?