| 1/22/2009 12:00:00 AM

Economía solo se recuperará en 2010

La economía de Estados Unidos no se recuperará de su peor recesión en más de medio siglo antes del 2010 y eso depende mucho de las medidas del gobierno.

Según un sondeo de Reuters dado a conocer un día después de la toma de posesión del presidente Barack Obama, el 2009 marcará un segundo año de contracción en el producto interno bruto (PIB) estadounidense.

Se vio un contracción de la economía de alrededor de un 0,6 por ciento para el 2008 y en la misma cantidad para el 2009, con un descenso del 13,1 por ciento en los precios de las casas este año.

Es probable que la economía se haya contraído un 5,3 por ciento anualizado en el cuarto trimestre del 2008, el peor desempeño desde comienzos de los años 1980 y un declive incluso más abrupto de lo que se estimó antes.

Varios economistas esperan una reducción de más del 6 por ciento sólo en ese trimestre, una tendencia que ayudará a impulsar la tasa de desempleo en Estados Unidos a casi un 9 por ciento este año.

"La economía estadounidense atraviesa una severa recesión", dijo Michael Feroli, economista de JP Morgan.

Un pánico en el crédito que empezó el año pasado ha intensificado el daño, lo que hace más difícil para las empresas conseguir capital y disminuye la contratación de nuevos empleados.

Muchos de los expertos que en un tiempo defendieron la supremacía de los mercados ahora han elevado sus voces en favor de la intervención del Hobierno para el rescate de los mercados financieros.

"El estímulo fiscal podría contribuir a una recuperación más firme", dijo Adolfo Laurenti, economista de Mesirow Financial. "No obstante, el gasto del Gobierno atenuará, no evitará, el sufrimiento causado por una recesión profunda", agregó.

Los esfuerzos del Gobierno por estimular la economía no serán gratis. El déficit en el presupuesto alcanzaría la exorbitante cifra de 1,40 billones de dólares este año y permanecería cercana a un billón el año siguiente. Esto podría ejercer más presión sobre los rendimientos de los bonos del Tesoro.

El sondeo encontró que tampoco el sector fabril vería mejoras en el 2009. Se prevé que la producción industrial se contraiga un adicional 5,2 por ciento este año y luego registre una magra ganancia del 1,9 por ciento para el 2010.

"Lo que más nos preocupa es que la recuperación parece estar en el otro lado", dijo Ellen Zentner, del Bank of Tokyo-Mitsubishi. "No es una noción descabellada esperar que una recuperación sea menos que impresionante", agregó.

Se espera que los débiles precios de las materias primas den algo de alivio a la inflación, que se prevé caiga a 0,6 por ciento en el 2009. De hecho, los responsables de política monetaria de la Reserva Federal parecen sentir preocupación acerca de que eso pudiera llegar a ser demasiado, temiendo una espiral deflacionaria.

Atenta para evitar cualquier movimiento en esa dirección, la Fed ha inundado el sistema financiero con liquidez y elaborado una serie de programas de crédito para detener el freno al financiamiento del sector bancario.

Pero algunos analistas temen que incluso las políticas más proactivas tengan problemas para contrarrestar la explosión de la mayor burbuja de crédito en la historia moderna.

"La actual carga de deuda de los consumidores estadounidenses se calcula en aproximadamente 2,6 billones de dólares, lo que asegura que el desapalancamiento a niveles manejables podría tomar hasta el 2011 o más allá", dijo Ben Pace, jefe de inversiones del Deutsche Bank Private Wealth Management.

 

 

Reuters

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?