| 11/6/2014 6:00:00 AM

La amenaza tributaria sobre empresas norteamericanas

De acuerdo con el Consejo de Empresas Americanas, Colombia se está durmiendo en los laureles por el buen momento que atraviesa su economía y se está arriesgando a perder sus avances en Inversión y consolidación empresarial.

Después de que se diera comienzo a las discusiones de la Reforma Tributaria en el Congreso de la República, con la cual el Gobierno busca conseguir $12 billones faltantes del Presupuesto General de la Nación 2015 avaluado en $216,5 billones, representantes de los sectores productivos de Colombia se dieron a la tarea de reaccionar ante los puntos a debatir por los congresistas.

El impuesto a la riqueza y la extensión del impuesto del 4XMIL se convirtieron en el foco de críticas y discusiones entre las partes que apoyan y desaprueban el mecanismo empleado por el Ejecutivo para conseguir los recursos faltantes, necesarios para el desarrollo de importantes proyectos de infraestructura en el país.

Dicho lo anterior, en diálogo con Dinero el presidente del Consejo de Empresas Americanas, Ricardo Triana, explicó que ante la constante variación en las normas jurídicas y tributarias de Colombia, los representantes de diversas firmas de los Estados Unidos han manifestado su incomodidad ante esta situación.

“Todos los días les están cambiando las reglas de juego lo que les dificulta ser competitivos y creer en el país. Luego, sí hay mucha preocupación en el empresariado, lo que les ha hecho considerar a países vecinos y centroamericanos, como posibles destinos para sus inversiones donde podrán gozar de seguridad”, destacó.

Según el directivo, “con decisiones anti-técnicas tales como el mal llamado y odioso impuesto a la riqueza, se ponen en riesgo las más de 70 plazas laborales formales que aportan el total de empresas norteamericanas que operan en Colombia y la llegada de firmas que consigo traen Inversión Extranjera Directa al país”.

De acuerdo con Triana, el 35% de las empresas norteamericanas radicadas en Colombia llevan más de 50 años inyectándole dinámica a la economía nacional, y con los últimos cambios registrados a nivel jurídico y tributario, se siente una inestabilidad que les hace mirar hacia la frontera más cercana que acoja las inversiones de manera estable y sin poner en riesgo sus inversiones.

El Director Ejecutivo señaló que tal es la profundización en Colombia de las firmas que representa, que tan solo el 5% de estás cuentan con presidentes estadounidenses, mientras que el 72% son colombianos, los cuales ofrecen a sus empleados salarios muy por encima de la media legal del país.

Para el directivo, todos los países de la región están detrás de la inversión Extranjera Directa mientras que en Colombia, la Reforma Tributaria que entró a estudio de los congresistas, disminuye la posibilidad de perpetuar esas operaciones y esos ingresos.

Vale la pena señalar que la mayoría de las compañías del país del norte que operan en Colombia, pertenecen al sector de apoyo empresarial como consultorías, auditoria externa, servicios en otros niveles, firmas de abogados y el sector energético.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?