| 4/23/2015 10:00:00 AM

El mundo rota de riesgos

Se concluye de los recientes informes de la economía mundial y de los textos de política que han divulgado las autoridades económicas mundiales, que hay dos importantes virajes en los riesgos de la economía mundial.

La primera rotación es de los países avanzados a los emergentes. Los riesgos económicos de economías avanzadas se han trasladado a crecientes preocupaciones en el crecimiento de las economías emergentes. Las expectativas, tras la crisis de 2008, que indicaba que los países en desarrollo jugarían un papel preponderante para impulsar la economía mundial se han ido desvaneciendo.
(Lea también: La economía global tendrá tasas de crecimiento muy bajas: FMI).

La segunda rotación es de las entidades bancarias a las no bancarias. El mundo ha pasado de tener que preocuparse por la debilidad de las entidades bancarias y pensar en la forma de fortalecer su capital así como cerciorarse que no requieren de inyecciones de recursos públicos para generar confianza entre sus clientes (especialmente los depositantes); a constatar un fuerte crecimiento y mayores preocupaciones de las autoridades por el entorno en que deben desempeñarse las entidades no bancarias.

Por un lado, las bajas tasas de interés conllevan muy reducidas rentabilidades para las aseguradoras y los fondos de pensiones así como los fondos de inversión vienen experimentado un rápido y vertiginoso crecimiento a través de las opciones de inversión en productos y activos no tradicionales, tales como vivienda y finca raíz, materias primas y bienes agrícolas así como aquellos que negocian facturas y pagarés por mencionar algunas de sus modalidades. 

En especial, la preocupación de las autoridades económicas en el mundo ha dejado de ser el nivel de solvencia y la capitalización de la banca a centrarse en la liquidez de los instrumentos del mercado de valores tanto tradicionales como no tradicionales.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?