| 8/10/2017 11:48:00 AM

Transmilenio pierde pelea judicial con Somos: deberá pagar alrededor de $50.000 millones

Una ponencia del Consejo de Estado le dio la razón a la empresa Sistemas Operativos Móviles Somos K S.A. por incumplimientos de parte de Transmilenio pues se demoró casi 8 años en entregar la infraestructura para operar el corredor vial Bogotá – Soacha.

Esta es la segunda contienda que pierde con Somos K y el futuro es incierto: hay laudos que al final le pueden costar hasta dos billones de pesos a Transmilenio.

Dinero acaba de conocer que un magistrado del Consejo de Estado le dio la razón a un par de operadores de transporte público quienes advertían que Transmilenio les incumplió en la entrega de la infraestructura necesaria para operar de forma normal en la NQS.

Se trata del denominado corredor vial que conecta Bogotá con el municipio de Soacha por la conocida Norte Quito Sur.

Lea también: Para 4 millones de bogotanos, el transporte intermunicipal es una ‘pesadilla’

Según documentos que reposan en los tribunales, los operadores demandantes en este proceso, es decir Somos K y otro, aseguraron a las autoridades judiciales que por cuenta de las demoras de Transmilenio, ellos perdieron alrededor de $80 mil millones.

De esos 80 mil millones de pesos un tribunal reconoció una suma a favor de los demandantes de alrededor de 50 mil millones de pesos.

Y, precisamente, lo que conoció Dinero fue que el Consejo de Estado le dio la razón al demandante: Sistemas Operativos Móviles Somos K S.A. en contra de la Empresa De Transportes Del Tercer Milenio - Transmilenio S.A.

En resumen, Transmilenio S.A. debe buscar, a la mayor brevedad posible, una chequera que le permita girar los cerca de 50 mil millones de pesos a Sistemas Operativos Móviles Somos K S.A.

Le recomendamos: Denuncian ‘contrataciones a dedo’ por más de $480.000 millones en Bogotá

No hay tutela que valga

Lo primero que se ocurrió a algunos de los expertos consultados por Dinero es que Transmilenio puede acudir a una tutela para frenar el pago de los recursos.

No obstante, minutos después explicaron que una tutela difícilmente prosperará porque este tipo de recursos solo avanza cuando se evidencian hechos graves jurídicamente hablando, es decir cuando el juez que falló la multa no era competente. Pero en este caso todo indica que el proceso se surtió como lo ordena la ley.

Lo más grave esta por llegar

Sin embargo, esto no es lo más grave. Lo que está por venir para la chequera de Transmilenio y por obvias razones para los Bogotanos es que esta decisión de hoy sirva como base para las futuras demandadas que avanzan en diferentes tribunales contra Transmilenio y que pueden costarle a la ciudad cerca o más de dos billones de pesos.

¿Por qué? Porque en los documentos de trabajo se señala que quien está en condición de implementar los sistemas o todo el Sistema de Transporte Masivo es nada más y nada menos que Transmilenio.

No se pierda: Tribunal de Sucre evita que un abogado cobre $210.000 millones al Estado

Operadores que no se ayudan ni ayudan

Del Sistema de Transporte Masivo conocido como SITP se recibe a diario cientos de quejas en las redes sociales de diferentes medios de comunicación.

¿Las razones? Hay operadores que según versiones oficiales estaban están en la obligación de chatarrizar los buses viejos que transitan por diferentes vías.

No obstante, Bogotá, aún cuenta con cientos de vehículos de transporte público denominados SITP provisional en los cuales se recibe dinero en efectivo, paran en sitios no habilitados y según se evidencia no cuentan con las revisiones técnico-mecánicas para poder circular.

Estos buses le quitan los ingresos a los vehículos organizados, no rinden las cuentas necesarias a las empresas y ponen en riesgo la imagen del sistema, aseguraron expertos consultados por Dinero.

Sumado a lo anterior se denuncia que muchos de estos vehículos SITP provisionales tienen conductores no afiliados a seguridad social y mucho menos pagan otros temas salariales, lo que ponen en completa competencia desleal a los vehículos que están vinculados de forma ordenada al sistema.

Le recomendamos: SITP un monopolio quebrado en Bogotá

Hay más antecedentes

No hace mucho tiempo un tribunal arbitral también le dio un duro golpe a Tansmilenio al declarar que Transmilenio incumplió sus obligaciones legales y contractuales al no reconocer oportunamente los hechos que impidieron que Somos K S.A. cumpliera oportunamente con su obligación de reposición de flota y además que incumplió sus obligaciones legales y contractuales al desvincular la flota de Somos K S.A. sin justificación válida.

Este tribunal declaró que Transmilenio "incumplió sus obligaciones legales y contractuales al no reembolsar oportunamente a Somos K S.A. los descuentos practicados" y por estos motivos obligó a indeminizar a Somos K por los perjuicios causados con las siguientes sumas de dinero por los conceptos que se indican a continuación:

a) $1.185‘803.318 por concepto de los descuentos efectuados por Transmilenio S.A.

b) Los intereses moratorios, causados sobre cada descuento y calculados desde la fecha en que se hizo cada uno de ellos, intereses que ascienden a la suma de $1.695‘135.142, y los cuales se seguirán causando hasta su pago efectivo.

c) La suma actualizada de $2.570.680.431, por concepto de los vehículos que no pudieron ser desintegrados, suma sobre la cual se causarán intereses moratorios a partir de la ejecutoria del laudo con fecha del 9 de agosto.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 524

PORTADA

Así es el mercado de los bufetes de abogados en Colombia

En un año que no resulta fácil para la economía, la actividad de las firmas legales está más dinámica que nunca. Los bufetes de abogados se juegan el todo por el todo.