| 10/23/2017 3:03:00 PM

Capitalización de Coltel surte efecto sobre su calificación crediticia

La capitalización de Colombia Telecomunicaciones por parte del Gobierno y Telefónica para eliminar su pasivo pensional dio sus primeros resultados en la calificación crediticia de la empresa.

La calificadora Standard & Poor’s, que había anunciado la revisión especial de la calificación de Coltel por condena en el laudo arbitral contra el mismo Gobierno, y la firma Fitch Ratings mejoraron la perspectiva de la empresa desde negativa hasta estable.

Ambas calificadoras sustentaron su decisión en la capitalización por $6,45 billones que realizó a finales de agosto de este año, de los cuales el Gobierno como dueño minoritario aportó $1,2 billones que se suman a $537.000 millones del laudo arbitral contra el Ministerio TIC, mientras que Telefónica aportó $3,2 billones para sanear el pasivo pensional y $1,1 billones para el laudo arbitral.

Además la firma Standard & Poor’s aumentó la calificación del bono senior de Coltel desde BB hasta BB+ y de su bono híbrido desde B hasta B+ por la misma razón, mientras que Fitch Ratings mejoró la calificación del primer bono hasta BB y del segundo hasta B+.

Puede interesarle: Standard & Poor’s da el primer golpe por fallo contra Claro y Telefónica

Alfonso Gómez, presidente de la empresa conocida hoy como Telefónica Colombia señaló que los anuncios de ambas calificadoras “no solo reflejan la solidez con que cuenta la compañía para afrontar una nueva etapa de su desarrollo, sino que ratifica la actuación de los accionistas que con la capitalización de Coltel fortalecieron la estructura de capital de la empresa y mejoraron su posición financiera”.

Las deudas saldadas de Telefónica Colombia

A finales de junio el Congreso de la República aprobó una adición presupuestal que incluía también la autorización que el Ministerio de Hacienda requería para efectuar la capitalización a Colombia Telecomunicaciones, empresa de la que posee cerca del 30%.

Con la autorización, el Ministerio de Hacienda pudo culminar con Telefónica, el socio mayoritario de la empresa, el acuerdo de capitalización para saldar el pasivo pensional que todavía tenía la misma como herencia de Telecom.

Ambas partes acordaron crear una cuenta especial administrada por el Ministerio de Hacienda a la cual llegaron los $1,2 billones del Gobierno y $3,2 billones de Telefónica y que podrán ser invertidos según las operaciones autorizadas al Tesoro Nacional, mientras que sus rendimientos financieros de los recursos administrados en la Cuenta Especial deberán consignarse en la Dirección General de Crédito Público y Tesoro Nacional del Ministerio de Hacienda.

Ya en agosto, cuando la capitalización se efectuó, un tribunal de arbitramento resolvió tras cuatro años de debates el conflicto entre el MinTic, Claro y Telefónica por la reversión de activos.

Recomendado: Así pagaron Claro y Telefónica el laudo arbitral

En su momento el tribunal decidió que ambas empresas de comunicaciones debían pagarle al MinTic un total de $4,7 billones distribuidos en $1,6 billones correspondientes a Telefónica Colombia y $3,1 billones que debía pagar Claro.

Un día antes del vencimiento del plazo para que ambas empresas pagaran el laudo arbitral el ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, explicó que Telefónica pagó US$379.804 millones a las cuentas del Gobierno en el exterior, lo que sumado al pago de Claro permitió que se registraran casi US$980 millones en las cuentas exteriores y en las cuentas nacionales ingresaron $1,3 billones.

De los $1,6 billones correspondientes a Telefónica, el Consejo de Ministros aprobó que el Ministerio de Hacienda hiciera una capitalización de $537.000 millones, mientras que Telefónica pagó los $1,1 billones que le correspondían del laudo arbitral.

Lea también: Gobierno pone su parte en el fallo contra Telefónica

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 533

PORTADA

¿En qué invertir en Colombia en 2018?

Un alza moderada del PIB sería buena para los inversionistas. Elecciones, gran incógnita. Criptomonedas, solo para arriesgados. acciones, la recomendación de los expertos.