| 9/2/2014 9:00:00 AM

EEB y Avianca reciben sello IR de BVC

La aerolínea y la empresa bogotana son los dos nuevos emisores acreditados por la BVC con el sello IR. La otra novedad fue la salida del índice de la acción de Pacific Rubiales.

La Bolsa de Valores de Colombia, BVC, reconoció este martes a algunos emisores con el Sello IR, Investor Relations. Este es un reconocimiento a los emisores comprometidos con un modelo de gestión de revelación y relación con inversionistas.

En total son 29 los emisores que recibieron el Sello de parte de la bolsa loca, la cual califica esta iniciativa que permite seguir posicionando el mercado de capitales colombiano ante los ojos de los inversionistas internacionales.

El Presidente de la BVC, Juan Pablo Córdoba, señaló que “la llegada al Sello IR de emisores tan importantes como EEB y Avianca Holdings son una gran noticia para el mercado de capitales y para el país en general dado que demuestra que este es un mercado transparente y atractivo con compañías más visibles  a sus públicos de interés”.

Entre los compromisos que adquieren los emisores que son distinguidos con el Sello IR se destaca la revelación de estados financieros consolidados, la creación de oficinas de atención a inversionistas, la realización de eventos trimestrales de divulgación de resultados, así como la publicación en sus respectivas páginas web de la información tanto en inglés como en español.

Las empresas reconocidas con el Sello IR son las mismas que conforman el índice COLIR el cual mide el comportamiento del precio de las acciones acreditadas. Este índice es a su vez, el de mejor comportamiento en lo corrido del 2014 con un incremento del 14,3%.

La entrada de EEB y Avianca al COLIR se realizará desde el primero de noviembre de este año pues el rebalanceo de esta canasta está programado para el 31 de octubre del año en curso.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?