| 6/19/2013 6:00:00 AM

Seguridad de las tarjetas con chip no es como la pintan

Aunque el cambio de las tarjetas de crédito y debito con banda magnética a las tarjetas de chip prometía más seguridad, lo cierto es que la brecha en la seguridad continúa.

Las denuncias de fraudes a través de la clonación de tarjetas de crédito y débito tanto en cajeros automáticos como establecimientos comerciales no disminuye, por el contrario, para esta época la tendencia de casos aumenta, a pesar de que son muchos los usuarios que ya han migrado a las tarjetas con chip.

Inclusive, muchas de las víctimas han sido portadoras de las tarjetas con chip, lo que ha puesto la nueva tecnología en duda, pues el objetivo de los bancos era reducir los fraudes a través de las clonaciones.

Así lo reconoce Asobancaria, que argumenta el cambio en que las nuevas tarjetas ofrecen una mayor seguridad para los clientes, pues se trata de una tecnología que supuestamente mejora la validación de la transacción al contener información encriptada que solo puede ser descifrada por los dispositivos que adecuadamente se hayan dispuesto para este fin.

El gremio de bancos asegura que es una tecnología que ya ha comprobado a nivel mundial que mitiga casi por completo los riesgos de clonación de los plásticos.

Pero, ¿por qué siguen las denuncias de clonaciones a pesar de ser usuarios de tarjetas con chip?

El director de mercadeo de servicios financieros de Gemalto en Latinoamérica (fabricante de los chips de las tarjetas), Dimas Gómez, asegura que todavía no se ha registrado ningún fraude producto de una clonación de los chips de las tarjetas, y aclara que los casos de aquellos portadores de tarjetas con chip obedece a que las tarjetas todavía usan la banda magnética, la cual sigue siendo una brecha en la seguridad.

Afirma que muchos establecimientos comerciales y cajeros automáticos de algunas entidades bancarias siguen usando el lector de bandas magnéticas, para los usuarios que todavía no han cambiado sus plásticos o simplemente no han hecho la actualización de sus datáfonos.

“Los chips son realmente más seguros, pero mientras las tarjetas sigan teniendo la banda magnética las transacciones seguirán siendo inseguras”, dice el directivo de la multinacional tecnológica.

En ese sentido, Asobancaria dice que el mercado colombiano ha avanzado aceleradamente pero la migración lleva años. Incluso países como México y Brasil que empezaron mucho antes que Colombia aún no han terminado. “Mientras no se complete la migración sigue existiendo un riesgo de clonación aunque cada vez menor”.

El gremio sostiene que en el país los datáfonos están preparados desde hace varios años para recibir tarjetas con chip y el 50% de plásticos ya están migrados. Además las redes de cajeros ya han venido adaptando los dispositivos correspondientes, pero el cambio de las tarjetas a los clientes sigue su proceso.

“Estamos convencidos que el proceso de migración a chip debe disminuir sustancialmente las clonaciones en el país y, por lo tanto, las quejas de los usuarios por este motivo”, señala Asobancaria.

El papel de los bancos

Bancolombia comenzó la planificación de migración a tarjetas con chip EMV en el año 2009. A partir del primero de enero de 2010 el banco se certificó para la emisión de tarjetas con esta tecnología para la Débito Maestro y Masterdebit de la franquicia MasterCard.

Así lo expone la vicepresidente de Medios de Pago de Bancolombia, Liliana Patricia Vásquez, quien dice, además, que el apoyo técnico y la ayuda de la franquicia fueron claves para la implementación del proyecto.

Según la directiva, actualmente Bancolombia cuenta con 3 millones de tarjetas débito con tecnología chip, de un total de 5,4 millones. “El resto están en proceso de migración, según los cronogramas acordados con la Superintendencia Financiera”.

Por su parte, el Banco AV Villas también empezó el proceso en 2009, el cual vinculaba todas las especificaciones de seguridad necesarias para disminuir el riesgo de clonación y fraude.

Según el vocero del banco, "fue la primera entidad en tener al servicio de los colombianos todos sus Cajeros Automáticos habilitados para recibir Tarjetas con Chip", aunque las tarjetas con chip, tal y como las de otras entidades, también cuentan con una banda magnética para ser usadas en redes de cajeros automáticos que aún no tienen la tecnología para recibir plásticos de Chip.

La inversión realizada por AV Villas supera los US$9 millones en cinco años, que incluye un plan a largo plazo de educación y capacitación sobre el uso de los nuevos medios transaccionales.

De igual manera, el Banco de Bogotá, a partir de enero del 2010, entregaba tarjetas con chip a los clientes que lo solicitaban. Sin embargo, en enero del 2011 se implementó la entrega de Tarjetas Débito con Chip  a todos los clientes nuevos y a clientes actuales que solicitaban el cambio del producto. 

Según la dirección de este banco, la adaptación de los clientes a esta tecnología ha evolucionado progresivamente a medida que les presenta los beneficios que adquieren al usar este nuevo sistema, para ello “se han generado campañas de educación sobre el uso del chip tanto para usuarios como para los comercios”.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?