| 8/4/2016 12:25:00 AM

Empresas deben retribuir sus beneficios y generar valor en las comunidades

El experto de Harvard Business School, Jorge Ramírez, argumentó durante un foro realizado en Bogotá que las empresas deben retribuir su crecimiento y generar valor en las comunidades. Para ello, detalló como pueden cambiar la página y transformar su modelo tradicional para dejar una huella.

Durante el evento ‘Ética y valor compartido: desafíos del mundo empresarial´ el experto hizo una invitación a las empresas para articulen sus esfuerzos con el sector público con el objetivo de generar riqueza en el ámbito social, económico y ambiental.  

Jorge Ramírez señaló que las empresas privadas son uno de los actores más prósperos de la economía y por ello tienen la responsabilidad de aportar a la construcción de las comunidades, no solo como una política de responsabilidad social sino como un verdadero compromiso.

Pero, en la actualidad “las empresas han perdido legitimidad porque son percibidas como los actores que se aprovechan de la comunidad en general”, complementó Ramírez.

Adicionalmente, señaló que generar valor compartido es una forma de que las empresas se diferencien de los distintos actores que componen el ecosistema de los negocios. Esto, en palabras del vicepresidente de la Cámara de Comercio de Bogotá (CCB), "haría de Colombia un país distinto”. 

Ramírez, por su parte, señaló que en la coyuntura actual es necesario que las empresas del sector privado se interesen por resolver problemáticas por medio de modelos de negocio que genera valor agregado en las comunidades en las que operan y que además fomenten la innovación. 

Y es que si este proceso no se da, explicó, seguiremos estancados en un modelo muy arraigado en Colombia: las empresas crecen mucho pero el país no lo hace de la misma manera.

Este valor, vale la pena destacar, cabe en empresas pequeñas, medianas y grandes, en países en desarrollo o desarrolladas, de altos o bajos ingresos, ya que “cualquiera se puede beneficiar de este modelo”, explicó Ramírez.

Lea también: ¿Tiene el sector privado responsabilidad en la agenda global de desarrollo?

El desempeño de una empresa depende de causas externas e internas y este valor debería cubrir las dos, para lograrla es necesario redefinir lo que se le ofrece al consumidor a través de la innovación y la solución de problemas ambientales. Finalmente, aclaró que el progreso de la sociedad debería integrarse en el modelo de cualquier empresa privada. 

¿Qué no es valor compartido?

No es generar valor y luego compartirlo entre empresas o personas, “eso sería filantropía o responsabilidad social”, según Ramírez.

No se trata de compartir valores personales o estándares éticos, ni balancear intereses de accionistas, empleados o proveedores.

Tampoco busca promover la reputación de las empresas, ni hacer relaciones públicas, ya que eso es otra rama.

Lea también: Sostenibilidad en las empresas: la ruta 2030

“Fácil de decirlo y complicado de hacerlo”, dijo Llinas Vargas con respecto a la aplicación de este modelo empresario.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?