| 10/22/2013 11:30:00 AM

Ponen menos de lo que dicen

Por comercializar cilindros de gas con el contenido que no corresponde, la SIC sanciona a Gases de Popayán y Gases del Cauca.

La Superintendencia de Industria y Comercio (SIC) le impuso una multa a Gases de Popayán y Gases del Cauca, tras haber realizado visitas administrativas de inspección, vigilancia y control, en el mes de febrero de 2013 al departamento del Cauca.

La Dirección de Investigaciones de la Delegatura para el Control y Verificación de Reglamentos Técnicos y Metrología Legal de la SIC sancionó, en primera instancia, a las dos empresas por no entregar a los consumidores la cantidad de gas anunciada en sus cilindros de Gas Licuado de Petróleo (GLP) en el Departamento del Cauca.

El ente regulador, en cumplimiento de sus funciones de inspección, vigilancia y control, realizó en el mes de febrero de 2013, visitas administrativas de inspección en Popayán (Cauca), con el fin de verificar si el contenido anunciado y vendido de GLP (Gas Licuado de Petróleo) correspondía o no al contenido real entregado al consumidor en el producto envasado en los cilindros.

En la visita administrativa de inspección en las instalaciones de Gases de Popayán, la SIC verificó el producto “Cilindro de GLP, en presentación de 40 libras, cuyo contenido nominal corresponde a 18.000 gramos” y como resultado de la verificación hecha a cincuenta (50) unidades, encontró que en todas había menos producto del anunciado.

En promedio, lo entregado era inferior en siete punto cuarenta y seis por ciento (7.46%), es decir, 16.656,16 gramos en vez de 18.000 gramos. Entre los años 2010 y 2011, esta empresa vendió más de 190.000 cilindros de esta referencia a los consumidores del Departamento del Cauca.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?