| 10/4/2013 6:00:00 AM

Play en Nickelodeon

Una de las empresas más reconocidas en la industria de la televisión infantil también le ha tocado enfocar mejor y ampliar su visión, claro está, que con un canal de respaldo es más fácil pisar fuerte.

Proexport y el Ministerio de las Telecomunicaciones lograron que cerca de 28 empresarios entraran por las puertas de Nickelodeon. A simple vista el tema parece sencillo, sin embargo, al escuchar las restricciones, especialmente en la toma de fotografías, se pone de manifiesto, el celo de las empresas norteamericanas.

La amabilidad por parte de la representante de Nickelodeon estuvo a flor de piel, quien, mientras realizaba el recorrido por las coloridas instalaciones explicaba los distintos procesos por los cuales pasaba un episodio de Dora la Exloradora, Bob Esponja y los Padrinos Mágicos, tres de los programas infantiles ‘hit’ del canal norteamericano.

La sede visitada por los empresarios está radicada en Los Ángeles, California. Allí cada espacio de los empleados es colorido, los lockers están diseñados con tableros acrílicos a los que no les cabe un dibujo más y cada oficina está decorada con los dibujos de los personajes de Nickelodeon.

No son menos llmativos los datos que explican sobre la producción de un episodio. Éste empieza estableciendo lo qué sucederá en el siguiente episodio, luego se define el libreto de cada uno de los personajes, las voces se graban, se dibujan casi 800 figuras por episodio, se coordinan los audios, se envía el material a los estudios de Japón o Corea del Sur para la animación y el producto final es enviado a New York para su transmisión.
Un episodio de 11 minutos de un programa puede desarrollarse entre nueve meses y 12 meses.

Pero ese mercado que fue primordial para el canal de televisión infantil, sin dejar de serlo, ya no es suficiente, por eso nació Nickelodeon Games.

Garret Moehring y Charles Carr, director y productor de Nickelodeon Games, respectivamente, explican que para esta empresa en el mundo de los videojuegos es muy importante identificar la audiencia.

“Queremos saber que va a funcionar para todos el portafolio y queremos generar contenidos digitales y de televisión que sean buenos”, señala Moehring.

Uno de los primeros productos en este campo fue Neopets, un mundo virtual para niños, que aunque no fue creado por Nickelodeon, sí fue adquirido por ésta. El 17 de junio de 2008, se conformó Nickelodeon Kids & Family Virtual Worlds Group para el desarrollo de nuevas iniciativas de juegos, proyecto en el que queda incluido Neopets.
Hasta la fecha, Neopets ha sido traducido a diez idiomas, incluyendo japonés, chino tradicional y simplificado, español, alemán, italiano, coreano, portugués, neerlandés y francés.

Otro de los desarrollos exitosos de la compañía es Monkey Quest, en la que trabajan 150 personas y está traducido a 11 idiomas.

“Estamos viendo que los usuarios están migrando hacia las tabletas y es por eso que Nickelodeon App funciona incluso para televisión, videojuegos, etc”, indica Charles Carr.

Y es que el canal de televisión no sólo realiza producciones para niños, también los escucha. Curiosamente, son los pequeños quienes dan las opiniones sobre los contenidos y observan de cerca lo que ellos hacen con los productos que se desarrollan.

“Muchas veces los desarrolladores no escuchan lo que los niño de seis años quieren decir sobre el juego y puede confirmar o negar que lo que se está llevando a cabo está bien”, manifiesta Carr.

Moehring agrega que “somos distintos a otros proveedores de juegos porque tenemos un canal que nos ayuda a promocionarlos”.

La estrategia actual es ejecutar muchos juegos para la web y entre 4 a 5 para el sitio móvil.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?