| 12/12/2013 7:00:00 AM

Las debilidades de los ejecutivos del país

Solamente el 20% de la población de ejecutivos en el mundo desarrollaron las habilidades más importantes para liderar e influenciar a sus empleados para que obtengan los resultados deseados.

Hay un elemento que distingue a los ejecutivos colombianos de los del resto del mundo, la flexibilidad, que es la habilidad de adaptarse más rápidamente a cambios en el entorno económico o del mercado.

Según el presidente de Korn Ferry Sur América, Sergio Averbach, se trata de un valor muy importante en el mundo actual debido a que los cambios suceden con mayor frecuencia. “El ejecutivo que no tiene la flexibilidad para adaptarse al nuevo escenario representa resistencia y las compañías necesitan adaptarse”.

Explica que las empresas de la región, colombianas particularmente, han tenido que enfrentar muchos desafíos macroeconómicos, políticos, que implicaron que sus ejecutivos desarrollaran la habilidad de cambiar de dirección para sobrevivir.

En la opinión de Averbach, ese es el valor que las compañías perciben y el cual buscan muchas multinacionales en los ejecutivos de Colombia para llevárselos a otros países.

Sin embargo, el directivo enumera algunas de las competencias críticas de los ejecutivos de hoy. Por ejemplo, la capacidad de buscar la información realmente importante.

Luego de tener la información clave, otro factor crítico es compartirla con otros directivos para tomar las mejores decisiones.

Averback explica que mientras más alta sea la posición del ejecutivo el riesgo para una compañía es más grande. “Decisiones erradas pueden representar millones de dólares en perjuicios para la compañía”, dice el directivo.

Tener esas competencias: buscar la información, tomar la decisión correcta y en el tiempo necesario hacen parte de una dimensión.

Pero hay otras dimensiones como la habilidad de liderar, de influenciar personas, de inspirar personas. Y también, las competencias emocionales.

Se trata de un desafío para todas las compañías, quienes se pelean para atraer los mejores directivos, que para Korn Ferry solamente representan el 20% de la población de ejecutivos en el mundo, que son también los que tienen la remuneración más alta del mercado. “Es un desafío porque no hay el talento suficiente”.

Según Averbach, el 30% de la población de ejecutivos es buena, tienen un buen alineamiento pero no son parte del 20% del top, “Best in Class”.

Korn Ferry hizo un estudio con 365 presidentes y gerentes generales de compañías internacionales y compañías locales importantes, descubriendo cuáles eran las competencias más importantes de sus equipos de trabajo.

El 86% respondió que comprender el negocio de las compañías, el 62% enfocarse en los resultados, y el 60% señaló que la ética.

Según la investigación, las anteriores competencias son commodities, son fáciles de conseguir en el mercado laboral de los ejecutivos y fáciles de desarrollar.

Pero al preguntar cuáles son las competencias para hoy y para el futuro, se descubrió que más del 50% de los presidentes enfatizaron en dos competencias: la gestión de la innovación (56%) y la comunicación clara y de impacto (54%).

Se trata de dos competencias que, según el experto, son difíciles de desarrollar y son raras en el mercado, difíciles de encontrar. 
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?