| 10/23/2014 6:00:00 AM

Internacionalización de Alfa está dando frutos

Las oportunidades de negocio en los mercados internacionales para el Grupo Alfa van viento en popa. Este año la empresa colombiana, cuyo principal producto es la cerámica para pisos y paredes, espera vender al exterior US$35 millones.

Hace 30 años el Grupo Alfa inició la comercialización de sus productos en la plaza más atractiva para Colombia: Estados Unidos. Hoy hace presencia con una red comercial y una red de distribuidores muy fuerte en las ciudades de Miami (Florida), Houston (Texas) y Los Ángeles (California)

“Para el 2015, en el mercado estadounidense esperamos lograr, en facturación, una cifra cercana a los US$16 millones. En los últimos años, después de la crisis financiera del 2008, se ha vuelto a revitalizar el negocio y estamos participando en muchos proyectos. Entre el 2015 – 2016 van a haber sorpresas positivas en ese mercado”, asegura Julián Jaramillo, presidente del Grupo Alfa.

La compañía también hace presencia en otras latitudes en las que el negocio ha dado buenos resultados como Ecuador, donde, explica Jaramillo, las políticas del gobierno han favorecido el desarrollo del país, lo cual les ha abierto espacios para vender sus productos.

De igual forma, hay geografías muy dinámicas para la empresa como Panamá y Costa Rica, donde han venido creciendo significativamente gracias a los proyectos en infraestructura y vivienda que se están realizando en estos países.

“Hemos estado trabajando en estos años en poder comercializar en Centroamérica, Caribe y algunos países de Suramérica. Le estamos apuntando a mercados como México, donde tienen acogida nuestros productos industriales para las farmacéuticas y compañías de alimentos. Así mismo, hay buenas oportunidades en Chile y Perú; el primero, particularmente, es muy atractivo porque no tiene una producción cerámica local”, manifiesta Jaramillo.

Mercado nacional

En marzo de 2015, el Grupo Alfa, que empezó como un clásico emprendimiento colombiano, cumple 60 años. Su negocio es la manufactura de cerámicas para pisos y paredes, alfombras, revestimientos, pinturas y pegantes.

Durante el periodo de 2008 a 2012 la compañía vivió una etapa de crecimiento muy importante de dos dígitos en el mercado colombiano, pero en los últimos dos años ha registrado alzas de un dígito. “Esto obedece a que estamos compitiendo con jugadores que vienen de múltiples geografías: europeos, chinos y latinoamericanos. Esto nos ha permitido crecer a todos, es un mercado muy atractivo y también, muy competido”, cuenta Jaramillo.

La línea más sólida y grande de la compañía es la de cerámica para pisos y paredes, donde, después de Corona, son los más grandes en la fabricación de este producto y cuentan con una participación del mercado del 30%.

“Estamos viendo hacia el futuro mucho desarrollo en Colombia. Hay un déficit de 3 millones de viviendas y una construcción muy grande en infraestructura, puertos, centros comerciales aeropuertos, terminales, hospitales, redes de hoteles. Entonces estamos viendo hacia futuro una dinámica de construcción muy importante”, concluye Jaramillo.

Las perspectivas del cierre de año son optimistas y la compañía prevé crecer en 2014 entre el 4% y el 5%, como lo viene haciendo; y registrar ventas por $450.000 millones. En cuanto a los mercados internacionales, la expectativa de crecimiento es del 20% y terminar el año con US$35 millones en ventas.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?