| 11/5/2014 9:00:00 AM

Belleza democrática

Con 35 tiendas en 14 ciudades, la cadena Fedco sigue extendiéndose en el país y factura $140.000 millones al año.

Un pequeño negocio de venta de productos de belleza y galletería importada que comenzó en 1979 la barranquillera Frida Eisenband, quien aprovechaba sus viajes al exterior para traer al país productos novedosos, se ha convertido en una de las marcas más reconocidas de productos para el cuidado personal.

Se trata de Fedco, la cadena de tiendas especializadas en productos de belleza, que hoy cuenta con 35 puntos de venta en el país, tiene presencia en 14 ciudades y despacha sus productos a 630 municipios en el país. La cadena, cuyas ventas alcanzan los $140.000 millones, emplea en estos momentos a 1.200 colombianos, de los cuales 80% son mujeres.

María Helena Jimeno, gerente de mercadeo de Fedco, destaca que esta fue la primera compañía que en el país le apostó a las marcas de prestigio como Chanel, Cartier, Sisley y Orlane, pues a finales de la década de los 70 inició su importación y difusión en el mercado colombiano.

Aunque en sus inicios la cadena basaba su portafolio en productos para la belleza de alta gama y aspiracionales, a lo largo de los años ha extendido su oferta buscando “democratizar la belleza” y hoy el 40% de sus ventas provienen de estas marcas exclusivas, pero el resto de un amplio grupo de productos que incluyen algunos fabricados localmente, bajo sus marcas Sefora y Phito.

“Por haber sido Fedco el pionero en la introducción de grandes casas cosméticas europeas, la gente suele pensar que tenemos únicamente productos de precios Premium. No obstante, la apuesta de los últimos años involucra producción nacional desde Medellín para atender todos los segmentos interesados en la belleza, el cuidado y el bienestar, bajo altos estándares de calidad”, puntualiza Jimeno.

En los planes para 2015, la compañía tiene previsto aumentar su presencia en el país, aumentar a doble dígito el crecimiento de sus ventas y superar el número de clientes leales que hacen parte de su estrategia de fidelización. Actualmente cerca de un millón de colombianos tienen tarjeta de cliente Fedco, y la meta del gerente general de la compañía, Leo Eisenband, es ampliar este número, incorporando al público masculino, que cada día aumenta sus compras de productos para el cuidado personal.

Para el gerente general, la clave de la compañía en estos 35 años ha sido la persistencia, la disciplina y la ejecución. “En Fedco no tenemos miedo a innovar, ese ha sido el secreto del éxito en nuestra historia”, asegura el directivo.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?