| 12/19/2016 2:05:00 PM

¿Qué hacer con la ropa que ya no usa?

La ropa usada es uno de los factores que más contribuyen a la contaminación de las fuentes hídricas, solo en Bogotá se botan entre 300 y 600 tonelada diariamente. Si usted quiere colaborar con el medio ambiente y hacer donaciones, esta campaña le puede interesar.

La ropa usada es uno de los factores que más contribuyen a la contaminación de las fuentes hídricas, ya que puede tardar hasta 500 siglos en descomponerse, sobre todo si es hecha de materiales sintéticos. Solo en Bogotá se botan entre 300 y 600 toneladas de ropa usada diariamente.

Por esto Top Terra junto con la Corporación Minuto de Dios crearon la campaña “Vistamos al mundo de limpieza”.

Esta campaña nació con la idea de darle una segunda vida a la ropa, para así contribuir al planeta y a todos los que más lo necesitan de una manera fácil. La meta de la campaña es alcanzar la donación de 25 mil prendas como mínimo.

Lea también: El castigo de las grandes textileras

De esta manera, Top Terra y la Corporación Minuto de Dios están invitando en el mes de diciembre y enero a todas las personas que tengan ropa que ya no estén utilizando, a donarla llevándola a más de 400 puntos de Servientrega.

Según la directora de mercado de Dersa, Yliana Ríos, Top Terra busca que “las personas hagan un consumo responsable y tengan un estilo de vida ecoactivo”, es decir que en su cotidianidad hagan una contribución al medio ambiente y a la responsabilidad social.

De acuerdo con Ríos “la ropa no puede ser sinónimo de basura” cuando se deja de usar, así quieren incentivar a cuidar la ropa y a donarla a través de una campaña dirigida a los millenials que solo se está difundiendo en redes sociales.

¿Qué pasa después de donar la ropa?

Una vez la Corporación Minuto de Dios recibe la ropa, esta se lava, se arregla y en primera instancia se dona a diferentes instituciones que tienen alianzas con la Corporación, por ejemplo, orfanatos.

Las instituciones tienen la oportunidad de hacer pedidos previos para que la ropa que llegue se acople a las necesidades que tienen.

En segunda instancia, la ropa hace su camino a alguno de los 14 roperos que tiene la corporación en el país. Estos roperos conglomeran prendas a precios muy bajos, “la prenda más cara es de $20.000, que es un vestido de novia”, aclaró la directora de mercadeo.

En última instancia, cuando la ropa está muy dañada se enviará a “supraciclaje”. Se trata de alianzas con universidades como la escuela de diseño del Sena, allí los estudiantes a través de técnicas especiales pueden transformar la ropa en prendas con valor.

Para saber cuál es el Servientrega más cercano para realizar las donaciones, puede consultarlo en el siguiente link

Lea también: "Los sistemas que sostienen la vida, colapsarán”, director de WWF

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 533

PORTADA

¿En qué invertir en Colombia en 2018?

Un alza moderada del PIB sería buena para los inversionistas. Elecciones, gran incógnita. Criptomonedas, solo para arriesgados. acciones, la recomendación de los expertos.