| 10/23/2015 5:00:00 AM

Vanidad de las colombianas, un gran negocio para Sally Beauty

La compañía le apunta a identificar en el país proveedores locales que ofrezcan productos de belleza con altos estándares de calidad y componentes naturales.

Con cinco puntos de venta en Colombia terminará el año 2015 la cadena estadounidense de productos profesionales de belleza Sally Beauty. Dos de ellos estarán ubicados en Medellín y se inaugurarán en los próximos meses.

La compañía, cuyas ventas en el mundo alcanzaron el año pasado unos US$3.800 millones, hizo su arribo al país a comienzos de este año para desarrollar un ambicioso plan de inversiones en un mercado que resulta atractivo por el alto gasto que destinan las colombianas al cuidado personal.

Chad Selvidge, vicepresidente de desarrollo de negocios de Sally Beauty para América Latina, destacó el interés de su compañía en el mercado colombiano, y aseguró que "creemos firmemente en el presente y futuro de Colombia, mientras algunas de las economías de la región están pasando por momentos de tensión, Colombia sigue creciendo y ofreciendo oportunidades de negocio para todos”.

La cadena acaba de inaugurar en Unicentro su tercera tienda en Bogotá –cada tienda genera 5 empleos en promedio-, y se prepara para abrir dos más en las próximas semanas, cumpliendo así las metas de crecimiento que se habían trazado para el año. 

La cadena cuenta con 8.000 referencias de productos, de las cuales unas 2.000 se venderán en Colombia. 

Para Selvidge,, la compañía en Colombia está interesada en identificar proveedores que desarrollen productos de belleza que cumplan con los estándares de calidad y componentes naturales exigidos por Sally Beauty. Esto, además de ampliar la oferta, aliviará las presiones cambiarias que genera la importación de estos productos.

El modelo de negocios de la compañía ha alcanzado un notable éxito debido a su enfoque en los servicios prestados a las clientas y no solo a la venta de productos, explica Selvidge,. Expertos en el tema de moda como la asesora Pilar Luna explican que también el hecho de desarrollar productos con alta tecnología y calidad a precios muy asequibles a todos los mercados, se convierten en un poderoso argumento para el posicionamiento de la compañía.

Adicionalmente, las marcas que distribuye Sally Beauty en sus tiendas van dirigidas tanto a los salones de belleza como a las consumidoras finales que prefieren productos profesionales, al punto que muchas de ellas no se comercializan en otras tiendas. 

Siguiendo las nuevas tendencias del mercado, la empresa se ha enfocado en desarrollar productos amigables con el medio ambiente, veganos y elaborados a partir de componentes botánicos y orgánicos.

En el mundo, la compañía hace presencia en 12 países y cuenta con 4.828 tiendas, buena parte de ellas bajo el modelo de franquicia. Sus utilidades operativas al cierre del año pasado alcanzaron los US$246 millones, y desarrolla sus negocios a través de dos divisiones: Sally Beauty Supply y Beauty Systems Group. En Estados Unidos es considerado el mayor distribuidor de productos profesionales de belleza por número de tiendas.

En Colombia, la compañía planea seguir creciendo con nuevos puntos de venta no solo en Bogotá sino en otras ciudades del país como Cali, Medellín, Barranquilla, Cartagena y Bucaramanga, así como en ciudades intermedias donde el mercado de la belleza está registrando crecimientos interesantes. Aunque el vicepresidente de Sally Beauty no tiene una cifra específica de nuevos locales por abrir en el país, señala que en Chile, con 17 millones de habitantes, ya operan 40 tiendas.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?