| 10/3/2013 6:00:00 AM

El encanto de la tercera edad

Crece la oferta de productos y servicios para los mayores de 55 años. Los clubs residenciales se convierten en una alternativa de vivienda, que busca aprovechar al máximo el tiempo libre con el que cuentan estas personas.

El aumento en la expectativa de vida, ha hecho que cada día exista un número más grande de adultos mayores en el país. Ellos requieren productos y servicios distintos al resto de la población y, por eso, ya varias empresas se están moviendo en ese frente, dejando atrás la idea del geriátrico y más bien ofreciendo alternativas para personas de la tercera edad, pero muy activas.

Se estima que tan solo en Bogotá, 10% de la población tiene más de 55 años, lo que equivale a unas 800.000 personas, entre las cuales hay de 16.000 a 20.000 que cuentan con altos ingresos (por pensión u otros recursos).

Entre la oferta para este grupo se está imponiendo el concepto de club residencial, en el que se ofrece una unidad de vivienda, que viene acompañada de servicios hoteleros, de esparcimiento, deporte, cultura y socialización, pues muchos de quienes deciden vivir allí lo hacen porque sus hijos se van de la casa y, en un número creciente de casos, incluso se van a vivir fuera del país.

Dos empresarios que le están apostando a este segmento son Abdón Eduardo Espinosa y Jorge Redondo, de la firma Empricol, quienes acaban de inaugurar en Bogotá el Club Platino Senior Living, dirigido a personas de altos ingresos, pues el metro cuadrado de cada apartamento está en $6 millones. Este edificio de 85 apartamentos tiene un completo club en el primer piso y su oferta va desde restaurante, spá y peluquería, hasta contar con servicio doméstico para cada apartamento.

Igualmente en Chía y Anapoima se construye el club residencial Vivenza para adultos mayores, al tiempo que en Medellín está el Club Senior San Lucas, cuya operadora también tiene en proyectos en Armenia y en el municipio de El Retiro, en Antioquia.

Espinosa, dice que en su caso escogieron hacer el Club dentro de Bogotá (en el barrio Chicó), pues muchos de sus residentes no se quieren separar del lugar donde tradicionalmente han vivido y les interesa que sus familiares los visiten con frecuencia. En su caso ofrecen apartamentos desde los 71,8 metros y el concepto viene de la mano del modelo estadounidense, donde existe una fuerte industria para los adultos mayores. Están asociados con la firma Mouriz Salazar & Associates Inc, MSA, de Miami.

El plan es abrir otros Club Platino en Medellín y aunque están interesados en abrir en Barranquilla, Espinosa confiesa que por un tema cultural en la Costa las personas no sienten que por ser mayores requieran más silencio o espacios con sus contemporáneos. “Ellos a los 100 años siguen de rumba y de ahí que este concepto no les llame mucho la atención”.

Teniendo en cuenta que hoy las colombianas tienen la expectativa de vivir hasta los 87 años y los hombres hasta los 84, los negocios para los de la tercera edad están en pleno desarrollo.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?