| 3/2/2013 2:00:00 PM

Educación hotelera igual a ¿más camas?

El turismo ha tenido un mayor crecimiento en el país a través de pequeñas y grandes empresas. Sin embargo, su nivel de transformación requiere que los empresarios del sector tengan una mejor preparación y educación.

El sector de turismo en Colombia es uno de los que más se ha transformado en el último tiempo. No solo ha alcanzado un dinamismo sin precedentes, creciendo según la Organización Mundial de Turismo por encima del 10% cuando el promedio global se encuentra en 3,4%, sino que también ha impulsado y entregado oportunidades para que miles de emprendedores colombianos se vinculen a este servicio a través de pequeños hoteles, hostales y sitios de hospedaje.

Eso sin mencionar el impacto que en el sector ha tenido Internet, con consumidores que ahora solo acceden a las ofertas y promociones a través de este medio y con robustas plataformas de pago que permiten cerrar todo el proceso de reserva, compra y pago a través del medio online.

Esta realidad que desde hace algún tiempo ha venido transformando el sector hotelero nacional exige una mayor preparación por parte de los empresarios, tanto de los emprendedores para volver rentables y sostenibles sus propuestas como la de los grandes y experimentados para identificar y aprovechar las nuevas oportunidades.

Es allí donde la llegada al país de nuevas opciones educativas especializadas en desarrollo y gestión de empresas hoteleras empiezan a ganar relevancia.

“Imaginemos poder hacer que todos esos pequeños negocios de alquiler de fincas salgan de la informalidad y puedan aportar al crecimiento del sector organizando sus empresas para hacerlas rentables y sostenibles en el tiempo o que los grandes empresarios del sector aprendan cómo direccionar campañas o modificarlas para sacarle el máximo provecho a los entornos digitales.

Todos esos son conocimientos que se pueden adquirir a través de un programa de educación especializado”, comenta Fabián Corredor director de ESDEN Business School para Colombia, institución de origen europeo que trae al país el Máster en Dirección y Gestión de Hoteles y Empresas de Alimentos justamente para que los colombianos no tengan que ir hasta otros países a adquirir este tipo de conocimientos.

¿Cuáles son las necesidades?
No solo se trata de tener conocimientos del sector o contar con un buen hotel o estancia para alquilar. El estudio que la Asociación Hotelera y Turística de Colombia, COTELCO, hace sobre la ocupación laboral de la industria, evidencia que un 10% de las personas que trabajan en hoteles pequeños de 1 a 50 habitaciones (dos de cada tres existentes en el país) tiene formación profesional y solo un 2% ha estudiado algún tipo de posgrado.

“¿Cómo pretender que estas nuevas iniciativas empresariales se conviertan en las grandes dinamizadoras y transformadoras de la industria hotelera colombiana cuando no cuentan con bases sólidas para hacer de sus buenas ideas unas empresas rentables y sostenibles en el tiempo?”, cuestiona Fabián Corredor, Director de la escuela para Colombia.


No solamente es un problema de los nuevos empresarios del sector. Otro estudio de COTELCO, que explora el nivel de educación de quienes trabajan en la industria hotelera, muestra que la educación en esta área es uno de los puntos débiles. En cargos gerenciales un 53% tiene formación profesional y un 18% de posgrado y en el área administrativa un 38% son profesionales y solo un 15% tiene posgrado.

“Aunque la experiencia proporciona mucho conocimiento, ¿qué tanto los empresarios hoteleros colombianos conocen las nuevas tendencias que se manejan en el sector?”, añade Corredor. El experto cita el ejemplo de Internet. “Hoy en día muchos colombianos y extranjeros en el momento de reservar un hotel recurren a los buscadores, la publicidad online, los foros, las redes sociales y a cuanta herramienta online se les ocurra. Ante esta nueva realidad ¿saben los empresarios del sector cómo identificar las tendencias de búsquedas por Internet, cómo hacer publicidad online o al menos son conscientes del impacto de tener una plataforma de reservas y pagos habilitada en su página web?”.

¿Qué aporta una especialización?
Sobre la necesidad de un posgrado especializado en el área hotelera añade Corredor: “La gestión de un hotel, grande o pequeño, requiere un conjunto de habilidades que abarcan desde la dirección de alimentos y bebidas, el marketing digital específico del área y el manejo de personal. Adquirir estos conocimientos en forma integral es una necesidad para tener un proyecto exitoso en la actualidad”.

La oportunidad de estudiar un programa especializado como el del Máster en Dirección y Gestión de Hoteles y Empresas de Alimentos, que ESDEN Business School estrena en Colombia a partir de agosto, es una puerta que se abre para continuar con el avance del sector, preparando a los empresarios del país para que creen y desarrollen todos y cada uno sus proyectos.

Una oportunidad para adquirir un conocimiento profundo de la industria hotelera, con enfoques como la del óptimo servicio al cliente y preparación ante todo tipo de circunstancias, pues cuenta con la visión de profesores europeos que conocen las últimas tendencias del sector y de colombianos que viven día a día la realidad nacional.

“Lo que buscamos con este master es brindar una formación específica y adecuada a quienes vayan a trabajar en la industria para que adquieran los más avanzados conocimientos hoteleros, sus nuevos modelos de negocio y el marketing digital, entre otros.

La formación en diferentes áreas es la que le aporta al profesional hotelero una visión global para que pueda conjugar conocimientos y experiencias para crear estrategias eficientes, y con ello empresas exitosas y perdurables en el tiempo”, concluye el director de ESDEN Business School para Colombia.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?