| 7/7/2016 3:48:00 PM

Divercity celebra sus 10 años llegando a Panamá

Divercity en el marco de sus 10 años celebra por primera vez la salida del país a otros mercados. El nuevo Divercity llega al Albrook Mall uno de los centros comerciales más importantes de todo Panamá.

El primero de julio de este año, Divercity abrió sus puertas en el centro comercial más grande de Latinoamérica, ubicado en Panamá. La nueva sede cuenta con más de 2.500 metros cuadrados, 4 salones se fiesta, más de 30 profesiones y oficios para niños hasta los 13 años.

Lea también: Divercity Colombia le exige al portal "Actualidad Panamerica" aclarar falsa noticia

Esta iniciativa nació en Bogotá el año 2006 para ofrecer una nueva alternativa de diversión para los niños y ya se ha expandido a otras ciudades de Colombia como Medellín y Barranquilla, otros países como Perú y Guatemala y ahora Panamá.

Los niños dentro de este espacio pueden jugar a tener diferentes profesiones, bomberos, periodistas, médicos y modelos. Además cuenta con estación de policías, un avión de Avianca, concesionarios y hasta Banco de Bogotá para poder retirar los Divis, la moneda oficial. Los Divis pueden ser cambiados por algún premio en la tienda de rendición.

Andrés Castañeda, representante de Divercity afirmó que quieren "ser una herramienta de la educación y el desarrollo cognitivo, buscando la enseñanza experiencial para todos los niños. Por eso en Divercity los pequeños podrán hacer realidad sus sueños de ser médico, bombero, enfermero, policía, piloto, operario de fábrica, productor de radio, ancla de noticias y mucho más. Los niños son nuestros futuros líderes, y por eso su desarrollo en un ambiente de ciudad es importante, aquí aprenden a tomar decisiones y asumir retos mientras se relacionan con los demás dentro de un espacio divertido y seguro”.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?