| 4/18/2016 6:08:00 PM

Empresarios van a la bolsa para evitar que el dólar les dañe los planes

El alocado precio del dólar tiene a la empresa colombiana haciendo cuentas todo el tiempo, para lidiar con esa incertidumbre los empresarios están buscando coberturas financieras. Las cifras son contundentes.

El peso colombiano ha estado entre las monedas más volátiles, e impredecibles, del mundo en varias oportunidades recientemente. Esta incertidumbre está llevando a que el mercado de coberturas financieras crezca de forma significativa. Mientras en marzo de 2014 los futuros sobre dólar sumaron $2,7 billones el mes pasado llegaron a $6,6 billones, según cifras de la Bolsa de Valores de Colombia.  Este ha sido un buen año para ese mercado. 

En los últimos dos años todos los pronósticos del dólar fallaron y el precio de la divisa se ha movido con fuerza en todas las direcciones. Los empresarios tienen que rehacer las cuentas con frecuencia. El dólar cambia todo en el panorama de los negocios desde los precios de las materias primas al costo de los seguros y los pronósticos apuntan a que la volatilidad va a quedarse por ahora.  

Los futuros permiten pactar la compra o venta de dólares a un precio fijo con anticipación. Es decir, se puede ‘fijar‘ el precio al que quiere comprar o vender sus dólares en 90 días o para el momento en que usted espere cambiarlos. 


Lea también: Los estragos del dólar a la hora de reclamar a las aseguradoras

 “Los empresarios cada vez están recurriendo más a las coberturas cambiarias. Ese es un mecanismo que permite por lo menos estabilizar la cotización del dólar. Uno quisiera que fueran muchos más pero esto es una cultura que se va cambiando poco a poco”, explicó a Dinero Javier Díaz, presidente de la Asociación Nacional de Comercio Exterior (Analdex).

La volatilidad explica por qué el tipo de cambio está en el primer lugar de las preocupaciones de los empresarios colombianos, según la encuesta de la Andi. En el segundo lugar de los ‘obstáculos’ está el costo de las materias primas, muchas de las cuales son importadas.

Díaz agregó que las firmas están tratando de sustituir bienes intermedios y materias primas importadas por otras nacionales, lo que está fortaleciendo el mercado interno. Los proveedores locales están explorando nuevas oportunidades de negocio.  Sin embargo, los exportadores no han logrado ‘despegar’ todo lo que se esperaba porque las economías de los países vecinos pasan por una situación complicada y porque recuperar mercados es un proceso que toma su tiempo.    

La última encuesta entre analistas realizada por el Banco de la República mostró que no hay acuerdo sobre el futuro de la divisa: Las proyecciones para fin de año varían entre los $2.465 y los $3.500.  Esta semana el dólar ha estado cerca de los $3.000.

A futuro el comportamiento de la moneda seguirá dependiendo de lo que pase con el petróleo y de lo que haga la Fed y Colombia no puede controlar ninguna de las dos.

Lea también: Por qué es poco probable que el dólar baje de $2.800 este año

 

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?