| 8/14/2014 4:00:00 PM

Móvil Éxito cobrará por segundos

La guerra del centavo sigue vigente en la telefonía celular.

Ahora es el operador Móvil Éxito el encargado de generar un nuevo movimiento en este reñido mercado, al anunciar que cobrará los consumos de telefonía móvil por segundos y no por minutos.

La nueva modalidad aplica para todos los servicios de voz que presta como operador móvil virtual y este procedimiento no implicará nuevos trámites o costos adicionales para los usuarios del servicio. Las tarifas que aplicará van desde un peso con 60 centavos el segundo, según anunció el director de Móvil Éxito, Carlos Bedoya Gómez.

La incursión de Grupo Éxito en este negocio ha sido una de las grandes movidas de negocios en el mercado de la telefonía celular, pues es la primera compañía de comercio al por menor que decide incursionar con este servicio. Incluso, el grupo ofrece a través de su programa de fidelidad Puntos Éxito beneficios adicionales en las recargas de datos o voz.

“Este cambio en el cobro es otra manera de seguir brindándoles a los clientes productos diferenciadores con los valores agregados únicos y novedosos que ofrece el ser parte de la única empresa de retail en Colombia en ofrecer este servicio”, aseguraron voceros de Grupo Éxito.

Las tarifas por segundos definidas que cobrará el Éxito comienzan en $1,6 por segundo para llamadas de voz entre ‘números amarillos’, es decir entre la red Móvil Éxito; $2 con el paquete ‘Plata y Puntos’ de 40 minutos que permite al usuario hablar con otros operadores y fijos; $3,3 en tarifa plena a operadores fijos nacionales, Estados Unidos, Canadá y Puerto Rico.

Para Bedoya Gómez, “con esta nueva modalidad se logra que el usuario haga un uso más efectivo de su tiempo al aire y que de su saldo se descuenten únicamente los segundos utilizados, así paga solo lo que en realidad consumió”.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?