Revista Dinero

Amparo Grisales no solo es la imagen de Revertrex, sino socia.

| 9/10/2012 5:50:00 AM

Amparo Grisales, a desmentir su secreto de eterna juventud

Dinero.com conoció que la sanción por publicidad engañosa de su producto Revertrex quedó en firme, por más de que intentara convencer a las autoridades de revocarla.

La Superintendencia de Industria y Comercio negó la petición de nulidad sobre la multa que le impuso a las sociedades Intermarketing Express Ltda. e Intermarketing Direct S.A., encargadas de importar y comercializar el producto Revertrex.

Estas sociedades interpusieron recurso de reposición y de apelación contra la resolución 5985 de febrero de 2012, a fin de que se revocara la decisión de multarlas por publicidad engañosa.

Todo empezó con la imposición de dos multas de la SIC por $57 millones cada una tras no encontrar ninguna prueba sustancial, técnica o científica que demuestre que el Revertrex prevenga o retrase la edad.

La decisión inicial, que quedó en firme, ordenaba retirar toda la publicidad que prometiera esta clase de efectos, ya que los consumidores podrían incurrir en error. Además, hacer una rectificación en medios de comunicación en el que se aclarara que los efectos del producto no estaban comprobados científicamente.

La empresa pidió que en caso de que no se revocara, al menos fuera reconsiderada la cifra de la multa, teniendo en cuenta la pequeña cuota de la firma en el mercado de suplemento dietario y su tamaño comparado con otras compañías del sector.

Las razones de la SIC

En primer lugar, las pruebas que entregaron Intermarketing Express e Intermarketing Direct sobre los efectos del Resveratrol -uno de los componentes del Revertrex- no son suficientes, por cuanto no habla del producto objeto de la sanción y no demuestra los efectos que nombra la publicidad.

Además, alega la SIC que “el producto en cuestión fue promovido por Amparo Grisales, que por ser una celebridad de los medios de comunicación, le otorga una connotación especial a la promoción del mismo”.

“En consecuencia, la promoción de Revertrex por una personalidad como Amparo Grisales no es irrelevante a la hora de que un consumidor evalúe la posibilidad de adquirir el producto, pues esta situación trae como consecuencia que sus características físicas se integren al mensaje generando la percepción del consumidor, no solo de que el producto es efectivo sino que adicionalmente mediante el consumo del mismo podrá adquirir una condición física similar a la que tiene esta personalidad”, señala.

La defensa de Amparo

Uno de los apartes del recurso de reposición interpuesto por las sociedades señala que una frase puede ser absolutamente falsa pero no engañar a nadie, en razón a que el receptor de la información se da cuenta fácilmente de la falsedad.

Además, refiere que para un consumidor racional, "es obvio que ningún producto detiene la edad", por lo que en el publirreportaje se indicó que “la verdadera juventud se forma dentro de nuestro cuerpo”.

En todo caso, concluye que el mensaje que transmite la publicidad es que el Revertrex es un antioxidante a base de Resveratrol, que ayuda a que las personas se sientan mejor y, por tanto, más jóvenes.

Lo que viene


Habiendo quedado en firme la resolución, además de pagar la multa por $114 millones, las empresas que importan y distribuyen Revertrex deberán retirar del mercado toda la publicidad en que se mencione que este producto “es el secreto o fuente de la eterna juventud”, o que “es mantenernos jóvenes por dentro y por fuera” o cualquier afirmación que no esté científicamente sustentada.

Además, deben publicar en el diario El Tiempo, en la sección “Debes Leer” ocho anuncios: el texto deberá ser de 15 centímetros por 10 centímetros, situado en la primera página de esta subsección, a blanco y negro y con letra legible, cada uno con tres días de diferencia, que diga lo siguiente:

“Por orden de la Superintendencia de Industria y Comercio las sociedades Intermarketing Direct e Intermaketing Express, informan que el producto Revertrex promocionado como el secreto de la eterna juventud, es mantenernos jóvenes por dentro y por fuera, no cuenta con ningún sustento científico que demuestre su efectividad, por tanto tienen prohibido hacer publicidad en folletos, carteles, empaques o avisos, o cualquier medio de comunicación donde se anuncien tales beneficios o similares. Este aviso es el número _ de los ocho ordenados por la Superintendencia de Sociedades”.

                                                               
¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×