| 12/20/2016 10:29:00 AM

Té Hatsu, la 'startup' que se codea con los gigantes del mercado de bebidas

Desde muy pequeño, y motivado por el fallecimiento de su padre, el emprendedor antioqueño Julián Oquendo empezó a buscar alternativas para generar ingresos propios que le permitieran tener una “independencia” económica.

“Después del proceso de integración con Postobón los cambios han sido evidentes, hoy podemos afirmar que contamos con procesos más estructurados y formales”, Julián Oquendo.

Desde muy pequeño, y motivado por el fallecimiento de su padre, el emprendedor antioqueño Julián Oquendo empezó a buscar alternativas para generar ingresos propios que le permitieran tener una “independencia” económica.

De a poco comenzó a explorar en diferentes proyectos y encontró en el emprendimiento una pasión, con la cual ha podido influenciar en la vida de las personas y generar oportunidades laborales que aporten a un mejor país.

En el 2009 Oquendo tuvo la iniciativa de distribuir una marca extranjera de té en Colombia, sin embargo, explica que las “condiciones propuestas no fueron las más ideales” y por ese motivo optó por conceptualizar una marca propia.

Lea también: Con ingredientes para biocosméticos, emprendedores reemplazan cultivos ilícitos

Dado que el mercado del té en Colombia representaba una categoría creciente y con oportunidades de innovación, el empresario decidió fundar la firma Hatsu, cuyo nombre se deriva de un concepto japonés que significa “el inicio”.

Junto con su socio principal Alejandro Pardo y algunos otros que confiaron en su trabajo, en el 2010 dio inicio a las operaciones comerciales de la compañía a través de una producción tercerizada, así como una distribución y comercialización directa de los primeros dos sabores: té negro y limonada y té verde con miel.

Tras un tiempo, el equipo identificó la necesidad de darle mayor alcance a la marca y por ello se conectó con distribuidores especializados, con los cuales logró llegar a nuevos clientes y regiones del país.

Lea también: Emprendedores donan el 50% de sus utilidades a los Wayuu en La Guajira

“Hoy, 6 años después de nuestro nacimiento, estamos llevando a cabo un proceso de integración con Postobón, estamos a puertas de grandes retos y oportunidades para nuestra marca”, subrayó Julián Oquendo.

El directivo es enfático al señalar que el proceso de integración con Postobón es “un gran logro para la historia y el futuro de Hatsu”. Muestra de ello es que en la actualidad cuentan con un universo de más de 400.000 clientes en todo el país.

Lea también: Premian a Medellín y Bogotá por sus proyectos innovadores que mejoran vidas

Vale la pena aclarar que la compañía se convirtió en socia de Postobón, ya que la marca no fue cedida al 100%. En conjunto, esperan impulsar a Hatsu en el entorno local e internacional partiendo de las fortalezas de cada una de las partes.  De hecho, para este año el mayor propósito es “culminar con un mercado sólido”, alcanzar un crecimiento en ventas del 100% y avanzar en el desarrollo de la marca en nuevos canales.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 522

PORTADA

Las 5000 empresas más grandes de Colombia

Pese a las condiciones económicas adversas del año pasado, las grandes compañías colombianas lograron mantener buenos ritmos de crecimiento. Construcción y agro, los propulsores.