A pesar de que la desaceleración de la economía ha causado mella en las Pymes, el outsourcing es una oportunidad.

| 2/4/2016 12:00:00 AM

Outsourcing: la alternativa para las Pymes

Aunque en Colombia la participación de las pequeñas y medianas empresas en el mercado de la tercerización de servicios es alta, aumentar las exportaciones sigue siendo un reto.

En sintonía con la tendencia global, las pequeñas y medianas empresas de Colombia son mayoría en su parque productivo. Según el Registro Único Empresarial y Social (Rues), 94,7% son microempresas y 4,9% Pymes. Su impacto también se siente en indicadores vitales para el país. De acuerdo con el Dane, generan 67% del empleo y aportan 28% del Producto Interno Bruto (PIB).

Sin embargo, la desaceleración de la economía ha causado mella en este segmento empresarial, como lo reseña la Asociación Nacional de Instituciones Financieras (Anif). “A nivel nacional, las Pymes de los tres macrosectores –industria, comercio y servicios– reportaron un comportamiento menos favorable de su situación económica y de sus expectativas sobre el desempeño futuro a corto plazo en la medición de la Gran Encuesta Pyme Anif del segundo semestre de 2015”, explicó el informe.

En medio de este entorno surgen espacios en los que las Pymes pueden resarcirse. Uno es la tercerización de servicios, en el que han ganado terreno. Según un estudio de caracterización, realizado por el Programa de Transformación Productiva (PTP), estas participan de 87,8% del sector BPO&O, cuyo universo nacional es de 30.000 empresas.

“La meta para el Ministerio de Comercio, Industria y Turismo es que Colombia se convierta en un hub para el desarrollo del mercado BPO&O como resultado de un trabajo orientado en la transformación productiva de las empresas y en especial de las Pymes”, afirma César Peñaloza, gerente del PTP.

En este proceso, el Gobierno ha identificado oportunidades de negocios en dos dimensiones: en su papel de prestadoras de servicios de tercerización se necesita crear una oferta de valor más adecuada para los mercados internacionales. Sin embargo, existen obstáculos como la falta de bilingüismo y no tener procesos que les permitan adaptarse a los estándares internacionales. Estos factores, según añade Peñaloza, no son prioritarios para este segmento empresarial por sus costos elevados.

“En la medida en que las empresas nacionales obtengan certificaciones internacionales y en el país se universalice el uso de una segunda lengua y se fortalezca la formación en ingenierías y ciencias básicas, podremos aprovechar mejor las oportunidades de los mercados externos, tareas en las que el Gobierno está trabajando”, dice el funcionario.

Un segundo espacio de oportunidades se presenta en su condición de receptoras de servicios, según agrega el funcionario, porque no solo las Pymes del sector sino las del resto del parque productivo nacional “aún no tercerizan los procesos no esenciales para ser más eficientes, lo que genera una gran oportunidad y un amplio nicho por explorar”.

Más productividad

De acuerdo con Rosmery Quintero, presidente ejecutiva de la Asociación Colombiana de Medianas y Pequeñas Industrias (Acopi), la tercerización “es una herramienta fundamental” para que las Pymes puedan centrar su misión en la generación de mayor productividad y en posicionarse en el mercado.

“Por ejemplo, con la tercerización de servicios como el manejo de nómina, una Pyme se libera de invertir en software de liquidación y garantiza el pago de acuerdo a la legislación laboral”, ejemplifica la dirigente gremial.

Quintero, no obstante, lanzó una advertencia sobre las condiciones en las que se debe desarrollar esta dinámica productiva. “Es importante aclarar que la calidad del servicio de las Pymes tercerizadoras debe estar sujeta a negociaciones justas y equilibradas para generar empleo digno y no convertirse en la cara fea del sistema”, asegura.

Con un entorno menos favorable respecto de los años precedentes, las Pymes nacionales encuentran en la tercerización de servicios un terreno para capotear y salir avantes ante el viento en contra que sopla por Colombia.

Exportaciones, un reto

En contraste con su predominio en el número de empresas del sector de tercerización de servicios, las Pymes aún tienen cuentas pendientes en la exportación, así lo reseña el estudio sectorial del Programa de Transformación Productiva (PTP).

El informe señala que mientras las empresas grandes son responsables de 89,2% de las ventas externas del mercado nacional de BPO&O, las Pymes aportan 10,8%, equivalente a $101.394 millones.“Los sectores que tercerizan en Colombia son principalmente los de telecomunicaciones, seguros, financiero y retail. Estos sectores son dominados por empresas grandes y aún falta popularizar una cultura empresarial en la cual se tercericen muchos procesos sin delegar el centro de sus negocios”, afirma César Peñaloza, del PTP.

Las empresas que registraron ingresos entre $10.000 millones y $30.000 millones respondieron por 6,6% de las exportaciones del sector, con $62.046 millones, las que se ubican entre $3.000 millones y $10.000 millones en facturación, por el 2,1% ($19.765 millones), las que registran ventas entre $1.200 millones y $3.000 millones representan 0,6% ($5.582 millones) y las de menos de $1.200 millones en ingresos, hacen el 1,5% ($14.001 millones).

Además de la carencia de una segunda lengua, la presidente nacional de Acopi agrega, entre otras razones para este desempeño, que “para el segmento de la pequeña empresa su estructura organizacional financiera es de naturaleza local y regional y en algunas ocasiones nacional, lo que sumado a diversas reglamentaciones técnicas que deben cumplirse, según las exigencias del país destino, obstaculizan una mayor oportunidad para desempeñarse en el comercio exterior”.

Publicidad

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.