| 2/4/2016 12:00:00 AM

Colombiano innova en el sector financiero desde Silicon Valley

En medio de un mercado turbulento, Alkanza –un emprendimiento de asesoría financiera liderado por el colombiano Andrés Villaquirán desde Silicon Valley– busca consolidar su oferta.

Aunque la física lo atrajo cuando estaba terminando sus estudios de bachillerato en Cali, el camino que Andrés Villaquirán tomó lo condujo por el mundo de las finanzas en Estados Unidos y hoy está al frente de Alkanza, un emprendimiento que inició en Silicon Valley y que está proyectando al mercado de América Latina.

Empezó estudiando física en MIT, pero decidió dar un giro y adelantar tres carreras simultáneamente: economía, ingeniería mecánica y una mezcla de finanzas e ingeniería industrial. Durante el verano del tercer año trabajó en JP Morgan y una vez finalizó sus estudios se fue por el lado financiero a trabajar en esa entidad construyendo modelos matemáticos de la mesa de dinero como, por ejemplo, estructuras de derivados.

Después de varios años de trabajar en entidades como JP Morgan, Credit Suisse y de asesorar empresas como Terpel, la Federación de Cafeteros, Ecopetrol, Banco de Bogotá y Bancolombia, empezó a ver una oportunidad alrededor de la tecnología financiera y la posibilidad de desarrollar un modelo de compañía más escalable que el de asesorías en el que estaba posicionándose.

Decidió viajar a Silicon Valley y montar Alkanza, junto con un grupo de socios. “Queríamos trabajar bajo un esquema de valor agregado, con asesorías de más bajo costo de lo normal, un modelo más accesible y con un universo más amplio, usando matemáticas y tecnologías”, dice Villaquirán. En 2014 inició el desarrollo del modelo matemático y de tecnología, profundizó las investigaciones de mercado y puso a punto el producto de asesoría financiera para lanzarlo.

Alkanza es una corporación que opera desde California y está registrada ante los entes regulatorios de Estados Unidos. En su modelo no administra directamente la plata, pues sus clientes deben tener cuenta en una institución financiera, con las que tiene alianzas.

El negocio de administración y manejo de activos trae una tendencia creciente: diversos analistas proyectan en el mediano plazo un sector que puede estar manejando unos US$20 billones (millones de millones) y que en los próximos cinco años este tipo de empresas va a manejar recursos por US$4 billones a US$5 billones.

Hoy por hoy, tras dos rondas de capital con 15 inversionistas, Alkanza ha ‘levantado’ más de US$3 millones en recursos. En términos de asset management, la firma maneja unos US$40 millones y tiene registrados más de 500 clientes.

2015 fue el año de la tracción del negocio, de generar clientes y de analizar cómo llegar al mercado de América Latina. “Ya hemos avanzado y tenemos una versión light en Colombia y México y una completa en Brasil”, agrega este emprendedor. En América Latina su expansión ha sido a través de alianzas con socios locales –como comisionistas de bolsa, fondos de pensiones y fiduciarias–, reguladas localmente. “En Colombia le ayudamos a la gente a generar sus alcancías digitales y sus planes de ahorro con comisionistas o en fondos de pensiones voluntarias”, dice Villaquirán.

Entre sus planes está tener en menos de dos años US$400 millones de activos bajo administración y llegar a US$3.000 millones en tres años. Aunque la empresa ya está en la mira de algunos de los grandes administradores de activos en la región y en Estados Unidos para una posible adquisición o capitalización, por ahora la meta es consolidarse y crecer en medio de las turbulencias del mercado y cuando más se requiere de una asesoría adecuada.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?