| 5/13/2005 12:00:00 AM

Felipe Gaitán Tovar

Como director general de la región andina de Varta y Rayovac, inició un proceso de incursión en nuevos segmentos y otras líneas de productos.

Varta ya no es solo una empresa de pilas y baterías, como se conoció en el pasado. Esta semana, con el lanzamiento de sus nuevos productos Remington, la empresa incursionó en nuevos segmentos, como secadores y alisadores para el cabello, y máquinas afeitadoras, entre otros. Esta estrategia hace parte de un proceso de globalización al que esta marca no ha sido ajena, pues la compra de Varta por parte de la multinacional Rayovac ha traído nuevas visiones del negocio y la penetración en otras categorías para crecer en el mercado.

Felipe Gaitán Tovar, director de la región andina de Varta y Rayovac, será el responsable de sacar adelante esta estrategia en Colombia, Perú y Ecuador, donde dirige cerca de 400 personas.

Pero, además, tendrá que mantener el liderazgo en el mercado de pilas y generar mayor rentabilidad a la compañía. De hecho, aunque el proceso no ha sido fácil, Varta sigue siendo líder en el mercado de pilas alcalinas y de pilas de carbón, según cifras de la compañía, donde se destacan las ventas en la Costa Atlántica, Santander, Norte de Santander y los Llanos Orientales, particularmente en el mercado rural.

En corto tiempo, logró un cambio de la estructura y forma de la compañía, enfocándose en la distribución y en la diversificación de portafolio. Para este economista de la Universidad de los Andes, la clave es hacer un balance entre análisis y práctica. "Trabajo con gente en la calle y en el campo, salgo con los vendedores, visito los puntos de ventas con los ejecutivos, hablo constantemente con los distribuidores, pues pienso que es en el mercado y en la calle donde están las respuestas a lo que se está buscando", dice.

Debe parte de su formación a la trayectoria en Coca-Cola de Colombia, a la que ingresó como gerente de distrito de la Costa. Después ascendió a gerente de operaciones de dos zonas, de donde se convirtió en gerente de ventas y mercadeo en la región de Bogotá. Posteriormente, fue nombrado gerente nacional de cuentas especiales en el área de mercadeo y allí trabajó temas de investigación y publicidad, lo que le permitió conocer en detalle las ventas de productos de consumo masivo.

Fue nombrado director de mercadeo de la compañía. Un año más tarde, vicepresidente de mercadeo y ventas de la compañía. A iniciar el año 2004, se retiró de Coca-Cola y empezó a realizar negocios personales. En este tiempo, decidió que quería una oportunidad de desarrollo manejando algún tipo de compañía.

Así, a sus 39 años, llegó a Varta y en este corto período ha asumido los grandes cambios globales y la ha llevado a consolidar las estrategias en esta nueva etapa. En el futuro se ve trabajando en forma independiente y con la academia, pues enseñar le apasiona. Pero aún le falta mucho por hacer antes de cumplir estas metas.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?