| 8/25/2013 3:00:00 PM

Cuídese de la gripa

Además de deteriorar la salud, la influenza es una de las principales causas de ausentismo laboral. Las pérdidas son inmensas para las empresas y el sistema público.

La influenza se ha convertido en uno de los grandes problemas de salud de nuestro tiempo. La alta incidencia que tiene esta enfermedad respiratoria en la población, los efectos en la salud y el elevado costo económico que conlleva han encendido las alarmas de las autoridades sanitarias alrededor del mundo.

Se trata de una enfermedad grave producida por un virus altamente contagioso que provoca síntomas como fiebre, malestar general, tos seca, congestión nasal y conjuntiva, dolor abdominal y muscular, entre otros síntomas.

La transmisión del virus se da 48 horas antes de que comiencen los síntomas, y resulta contagiosa hasta cinco días después de presentarlos. A diferencia del resfriado común –o gripa–, la influenza resulta incapacitante para quien la padece pues debe salir del ámbito laboral entre 3 y 4 días y su recuperación plena puede tomar hasta dos semanas, asegura Nicolás Medina Silva, director médico de Sanofi Pasteur.

El efecto contagio es uno de los mayores peligros que genera. Para Gonzalo Prada, médico internista y neumólogo, “una persona con influenza puede estornudar un par de veces y contagiar a un equipo de trabajo fácilmente”.

La Organización Mundial de la Salud advierte que entre 10% y el 12% de las incapacidades laborales se producen por esta enfermedad, que llega a reducir hasta en 50% el rendimiento de los empleados.

La incidencia en la población es alta porque se estima que al año, entre 5% y 15% de la población es atacado por el virus de la influenza en las grandes ciudades. Datos de Pharmacoeconomics señalan que la carga económica en términos de incapacidades, equivalen a unas 70 millones de horas de trabajo al año, que implican menor productividad en las empresas.

A pesar de los estragos que genera en la salud, la influenza es una enfermedad que se puede prevenir con un buen esquema de vacunación. Para el pediatra de la Universidad de Antioquia, Helí Salgado, “además de tener buenos hábitos de lavado de manos y un estilo de vida saludable, es importante tener el calendario de vacunación al día pues la influenza es un virus que puede ser adquirido por cualquier persona, sin importar la temporada y dónde esté ubicado”.

La preocupación por la incidencia de esta enfermedad en Colombia llevó a un grupo de especialistas a diseñar la herramienta ‘Vaxincorp’, que mide el impacto económico de la enfermedad en las empresas.

Para Medina, la medición indica que para las empresas resulta más económico financiar el esquema de vacunación de sus empleados contra la influenza, que afrontar los costos por incapacidades laborales. De acuerdo con la OMS, por cada dólar que se invierte en prevenir la influenza, se ahorran unos US$60 al sector productivo. El campanazo de alerta ya sonó, y en casos como el de la influenza mejor es vacunar que curar.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?