Tres lastres de la recuperación

| 4/11/2003 12:00:00 AM

Tres lastres de la recuperación

Para nadie es claro cómo evolucionará la economía estadounidense después del fin de la guerra de Iraq. Los mercados se acostumbraron a repuntar con fuerza apenas se despejaba el humo de las guerras y, con ello, la recuperación de la confianza estimulaba el gasto de los consumidores. Ahora, el panorama al final del conflicto no se percibe tan optimista. Tres aspectos estructurales atentan contra una rápida recuperación.

Tras dos años de aumento continuo del desempleo, hay un exceso de capacidad ociosa. La inversión no residencial no ha dejado de contraerse desde el segundo trimestre de 2001 y el índice de utilización de la capacidad instalada registra un retroceso de 9,6% en los últimos 18 meses. Mientras persista tal grado de subocupación de factores, los empresarios no aumentarán el gasto de inversión aun cuando ocurra la esperada recuperación del gasto de consumo. Por otro lado, el nivel de endeudamiento de las empresas es también un obstáculo al aumento de la inversión. Moody's estima que el endeudamiento empresarial se duplicó entre 1999 y finales de 2000. Por último, el abultado déficit presupuestal de la economía estadounidense, estimado entre US$200.000 y US$300.000 millones para este año y el próximo, atenta contra el bajo nivel actual de las tasas de interés y la política de la administración Bush que había cifrado en el recorte de los impuestos la esperanza de estimular la actividad económica en el corto plazo.
Publicidad

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.