| 10/1/1997 12:00:00 AM

Tendencias

La historia de las estadísticas de pobreza se detuvo en 1995. Aunque las encuestas de hogares se han realizado normalmente, el DANE no ha difundido las cifras de los dos últimos años. Durante este tiempo, los técnicos del gobierno nacional descubrieron un método infalible para reducir los indicadores de pobreza. Es altamente sofisticado: consiste en excluir de la muestra de hogares sobre la que se realiza el conteo de la pobreza a todos aquellos que en los quince días anteriores a la encuesta no tuvieron ingresos, aduciendo errores de recolección. Casualmente, con este método los hogares que tienen ingresos nulos a causa del desempleo no se incluyen como pobres, sino como errores estadísticos. Así, ¡cuantas más personas pobres queden desempleadas mayor es la reducción del indicador oficial de pobreza! Se rumora que está en trámite la patente de este sofisticado método, para su exportación exclusiva a otros países en períodos preelectorales.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?