| 5/26/2000 12:00:00 AM

Se cayó el Plan. ¿Y...?

La caída del Plan de Desarrollo no es grave en general, porque en la Constitución está previsto que, en caso de que el Congreso no lo apruebe o la Corte lo tumbe, el gobierno podrá ponerlo en vigencia mediante un decreto con fuerza de ley. Y esto es lo que va a hacer el gobierno. Sin embargo, el decreto solo puede incluir los puntos tal y como se presentaron en la versión original del Plan, es decir, antes que hubieran sido modificados por el Congreso. El impacto de esta exigencia se concentra en tres temas que fueron presentados por el gobierno y luego modificados ampliamente en el Congreso: las regalías petroleras, el 2 x 1.000 para el Eje Cafetero y las pensiones de los maestros.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 530

PORTADA

Empresarios se enfrentan a la incertidumbre del proceso de paz

Aunque el Gobierno ha desestimado los riesgos, los empresarios han manifestado inquietudes en la implementación de la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP). Además, hay tensión en el sector empresarial.