| 9/30/2005 12:00:00 AM

PC para todos

Lenovo, el fabricante chino de computadores que compró la unidad de producción de IBM, está lanzando una agresiva estrategia para crecer en los mercados de menor ingreso. Aunque sus clientes tradicionales han sido instituciones gubernamentales y grandes corporaciones, según los cálculos, las ganancias que pueden esperar en los mercados de menores ingresos son mayores que las de los segmentos de altos ingresos. Especialmente, Lenovo espera explotar el segmento de las empresas pequeñas y medianas, con computadores por menos de US$400. Para lograr estos precios, Lenovo está usando procesadores AMD, menos costosos que los Intel, y está cambiando varias características tradicionales de IBM. Por eso, a pesar de la confianza de Lenovo en su nueva estrategia, los expertos resaltan que hay un considerable riesgo de que la imagen de calidad que Lenovo heredó de IBM se debilite.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?