| 6/10/2005 12:00:00 AM

Ley de quiebras<br>La 550 al banquillo

El balance de la Ley 550, de reestructuración económica, expedida en 1999, es positivo. Pero requiere algunas modificaciones. Esto concluye el reciente documento Bancarrota y mecanismos de salida en Colombia, publicado por el centro de estudios CEDE. Según el trabajo, a la fecha, la ley ha ayudado a 932 empresas a reestructurar sus pasivos o a ser liquidadas. Con ello, se preservaron cerca de 57.377 empleos en las 678 firmas que entraron en reestructuración. Además, se ha reducido el tiempo de los procesos. Antes, bajo el esquema de concordato, podrían tardar 2 años; mientras que ahora el 78% se ejecuta en 8 meses o menos, a pesar de que todavía 15% supera los plazos establecidos. Otra de las ventajas que se destaca en la ley es el Código de Conducta Empresarial, que ha protegido los intereses de los acreedores. Sin embargo, el estudio plantea que el país debe avanzar hacia una ley que mejore los resultados luego de los procesos y sostiene que la Ley 550 debe modificarse para que dé espacios para reestructurar compañías no viables y para permitir que el proceso demore más de lo usual.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?