| 8/6/2004 12:00:00 AM

Energía latina

La alianza entre Colombia y Venezuela para construir un gasoducto de 177 kilómetros entre Ballenas y Ciudad de Maracaibo, y la aprobación del referendo en Bolivia, que dio luz verde a las exportaciones de gas natural, cambiaron las expectativas de este producto en la región. Según los expertos, estos hechos pueden marcar el camino hacia una política energética para América Latina. La integración entre Colombia y Venezuela es la oportunidad para conectar a ambos países con Centroamérica y México. Luego se juntarían Perú y Bolivia, países con grandes reservas del energético. Las naciones del sur también buscan integrarse. Argentina, Chile, Uruguay y Brasil manifestaron su interés en implementar el banco energético de Mercosur. Con todo, Estados Unidos sería el gran demandante, pues desea suplir sus necesidades energéticas con gas, en lugar de depender del petróleo.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?