Sí se puede

| 11/9/2001 12:00:00 AM

Sí se puede

Desde Puerto Asís, Puerto Caicedo, Orito, San Miguel o el Valle del Guamuez en el Putumayo, saldrán para las góndolas de la cadena francesa Carrefour palmitos enlatados sembrados por campesinos de esa región que hasta hace dos años basaban su economía en el cultivo de hoja de coca. El Programa de Naciones Unidas para el Control de las Drogas y la cadena de hipermercados firmaron un acuerdo para comercializar este tipo de productos en los mercados nacionales e internacionales. Este es el mejor ejemplo, real y concreto, de que sí es posible sustituir los cultivos ilícitos y transformar la vida de miles de campesinos.
Publicidad

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.