| 12/12/2011 6:00:00 PM

PARE. En boca cerrada

Las desafortunadas declaraciones del alcalde de Bogotá, Gustavo Petro, que impactaron los precios de las acciones de empresas distritales que cotizan en bolsa, deben llevar a una reflexión sobre la prudencia que debe mantener. Si como candidato Petro podía opinar sin problemas, una vez convertido en alcalde la ciudadanía espera mayor cuidado con lo que dice y así evitar el pánico.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?