| 5/21/1999 12:00:00 AM

No más espacio a la desintegración

Venezuela es demasiado importante para los empresarios colombianos. La decisión del presidente Hugo Chávez de cerrar las fronteras al transporte colombiano, genera muchos sobrecostos y dificultades logísticas para el comercio binacional. Más que discusiones bizantinas sobre su papel en el proceso de paz o saludos protocolarios para la prensa, ¿no es hora de que el presidente Pastrana y todo su equipo económico convoquen una verdadera cumbre de integración empresarial y económica? La cumbre presidencial de Cartagena podría ser el primer paso para evitar una catástrofe.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?