| 6/26/2013 6:00:00 PM

¡No hay derecho!

¡No hay derecho!

Al deterioro de la malla vial de Bogotá se atribuye buena parte del caos en movilidad. Los altos costos de esta reparación eran el principal argumento para no mejorarla. Por eso resulta inaudito que 18 alcaldes locales estén ‘guardando’ más de $440.000 millones disponibles para este rubro, como lo advirtió la Contraloría Distrital, y no ejecuten las obras que pide a gritos la ciudad.
Publicidad

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.