| 2/2/2017 12:00:00 AM

¿Por qué están pesimistas las pymes en Colombia?

La Gran Encuesta Pymes del segundo semestre de 2016 mostró un mayor nivel de pesimismo entre los empresarios en los sectores industrial, comercial y de servicios.

Aunque el resultado del comportamiento de la economía nacional en 2016 todavía no ha sido revelado por el Dane, las cifras hasta el tercer trimestre y las previsiones internas y externas plantean una disminución en el crecimiento del PIB. En medio de este entorno, las micro, pequeñas y medianas empresas del país han tenido que moverse y no con mucho entusiasmo.

La Gran Encuesta Pyme, producida por la Asociación Nacional de Instituciones Financieras (Anif) con el apoyo de entidades locales y foráneas como el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) y la Secretaría de Estado para Asuntos Económicos de la Confederación Suiza, revela una caída en el desempeño de este segmento que constituye el mayor bloque del sector empresarial nacional.

Recomendado: Empresarios siguen preocupados por la tributaria, pese a modificaciones en la ponencia

“Los resultados de la lectura del segundo semestre de 2016 de la Gran Encuesta Pyme reflejaron un deterioro en la percepción de los empresarios Pyme acerca de la evolución de sus negocios y la demanda en el primer semestre del año para los tres macrosectores”, plantea la presentación del estudio. Añade que los más afectados en sus percepciones y perspectivas fueron servicios e industria.

El clima de los negocios de las Pymes, medido por el Indicador Pyme Anif (IPA), alcanzó en el segundo semestre de 2016 un nivel de 63, apenas un punto por arriba del registrado en el primer semestre. Sin embargo, al comparar este resultado con los de años precedentes, cuando superó la barrera de los 70 puntos, este se ubica en un nivel inferior.

El estudio hizo una mirada a temas cardinales para el quehacer diario de las Pymes como el financiamiento y la internacionalización.

En el primer semestre de 2016, el porcentaje de solicitudes de crédito al sistema financiero registró caídas en los macrosectores industrial y comercial respecto del mismo periodo de 2015. Mientras que en servicios se presentó un leve incremento de un punto porcentual.

“La GEP de Anif destaca tres desafíos futuros que tienen las Pymes colombianas. En primer lugar aparece que estas deben usar en mayor medida las herramientas financieras y de innovación que hay en el mercado y que les permitirían crecer de forma sostenible. Un ejemplo de ello es la herramienta de factoring (que es usada por menos de 8% de las Pymes colombianas) que supliría problemas de liquidez habituales”, plantea Sergio Clavijo, presidente de Anif.

La internacionalización es otro tema que causa preocupación en este tipo de empresas. Si bien la Encuesta registra una disminución en el volumen de las no exportadoras, especialmente las industriales y las de servicios, el volumen general todavía supera 70%. Para comprender este resultado, el estudio indagó las razones por las cuales las Pymes son reacias a la internacionalización.

“En cuanto a comercio exterior, un poco más de 70% de las Pymes industriales no exporta y esta cifra asciende a 90% en el caso de las Pymes de servicios. En este frente, la GEP menciona que entre 30% y 40% de las Pymes no está interesado en hacerlo, pero hay entre 30% y 35% restante que no lo hace (no exporta) porque cree que es muy costoso, o no sabe cómo hacerlo, o no conoce la información que hay al respecto”, agregó Clavijo.

Foto: Sergio Clavijo, presidente de Anif

Sobre este punto, Rosmery Quintero Castro, presidente nacional de La Asociación Colombiana de Pequeñas y Medianas Empresas (Acopi), aseguró que este desinterés por trascender fronteras es una dinámica con similares características a la que se observa en el resto de países del subcontinente.

Lea también: Le llegó la hora al sector textil de aprovechar las exportaciones, ¿se dormirá?

“De acuerdo a nuestra encuesta de desempeño empresarial, las exportaciones de las Pymes representadas por Acopi son inferiores a 10%, siendo las medianas empresas manufactureras las que más exportan. Según la Cepal, en la mayoría de los países de Latinoamérica solo 10% de las Pymes exportan, mientras que en Europa lo hace al menos 40% del total”, afirmó la dirigente gremial.

El problema de la expansión es más complejo y va más allá de vender a otros países. La búsqueda de nuevos nichos dentro del mismo país es una actividad que solo realizan unas pocas Mipymes locales. Así lo reveló Julián Domínguez, presidente de la Confederación Colombiana de Cámaras de Comercio (Confecámaras).

“De acuerdo con un estudio realizado por Confecámaras, las empresas ‘multirregionales’, es decir, aquellas localizadas en una ciudad que se están expandiendo a otras regiones, representan solo 1% del total de las sociedades registradas”, planteó.

En medio de los desafíos de ser más productivas y más competitivas, las Pymes colombianas no han sido ajenas al impacto que en la economía nacional ha causado la contracción de las ventas externas de los energéticos y al proceso de desaceleración global y en medio de un entorno enrarecido deben continuar ganando espacios.

Mirando al mundo

El gobierno ofrece alternativas para el sector gracias al Programa Mipyme Internacional de ProColombia

Por su trayectoria al frente de las exportaciones del país, la actual ministra de Comercio, Industria y Turismo, María Claudia Lacouture, ve en la conquista de mercados en otras latitudes una estrategia fundamental en la actividad empresarial; a las Pymes locales les han empezado a crear un entorno que las ayude a mejorar sus competencias en este importante campo de crecimiento.

De acuerdo con la funcionaria, el programa Mipyme Internacional de ProColombia, lanzado en 2015, tiene como reto crear un área de comercio exterior en las empresas y acompañarlas para que estas mantengan una dinámica exportadora constante. En el primer año fueron 33 Pymes las que participaron y el año anterior aumentó esta cifra.

“Para 2016, en el Programa Mipyme Internacional, 121 empresas se encuentran durante el proceso, de las cuales 49% pertenecen al sector de manufacturas, 31% al de agroindustria, y 20% al sector de prendas de vestir”, aseguró la Ministra.

Otra de las iniciativas gubernamentales para impulsar las ventas externas de este segmento empresarial es el Programa Mentor Exportador, también lanzado en 2015. En el primer año, de las 72 empresas presentadas por los mentores, 49 se encuentran desarrollando planes de trabajo y con resultados, a corte de mayo del 2016, de US$ 8’314.094.

“En 2016 se han gestionado seis alianzas con nuevas empresas mentoras. Ya se han unido al programa Industrias Haceb, CasaLuker, Wayra, Construcciones Marval, Protela, Esenttia y PepsiCo”, agregó Lacouture.

Sobre pymes

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 524

PORTADA

Así es el mercado de los bufetes de abogados en Colombia

En un año que no resulta fácil para la economía, la actividad de las firmas legales está más dinámica que nunca. Los bufetes de abogados se juegan el todo por el todo.