| 10/12/2017 12:01:00 AM

Los planes para recuperar el Río Bogotá

La ejecución del nuevo plan de obras del Acueducto de Bogotá modernizará y ampliará la cobertura, mientras que la inversión para descontaminar el Río busca sellar una deuda ambiental histórica.

Hace dos meses, María Carolina Castillo arrancó su gestión como nueva gerente de la Empresa de Acueducto y Alcantarillado de Bogotá, EAAB, con varios desafíos en su agenda. Por un lado, es la encargada de ejecutar buena parte del Plan de Obras e Inversiones aprobado para un periodo de 10 años, cuyo presupuesto moverá $5,4 billones. Se trata de un plan con gran impacto económico, social, ambiental y hasta recreativo para la capital.

Y por otro, el pasado 2 de octubre fue testigo de la aprobación de un histórico acuerdo entre el alcalde de Bogotá, Enrique Peñalosa, el director de la Corporación Autónoma Regional, Néstor Franco, y el gobernador de Cundinamarca, Jorge Rey, para garantizar los $4 billones que requiere el cierre financiero de la construcción de la Planta de Tratamiento de Aguas Residuales - PTAR de Canoas y las obras conexas que le pondrán fin a la contaminación del Río Bogotá.

Para la gerente de la EAAB, se trata de las obras más ambiciosas que se ejecutan en este momento en el país pues su presupuesto es similar al de la venta de Isagen.

Estos son los principales retos de la nueva gerente.

1. la tarea de descontaminar

El proyecto de saneamiento del río Bogotá es un sueño histórico de los capitalinos e, incluso, de los cundinamarqueses. Por eso, garantizar la apropiación de los recursos y la firma entre varias entidades del Estado para recuperar el río Bogotá es considerado un paso clave. Para la gerente del acueducto, gracias al avance alcanzado en la estructuración del cierre financiero de la obra, hay certeza sobre de dónde provendrán los recursos para la construcción de las obras.

Recomendado: Procuraduría no permitirá más incumplimientos en saneamiento a río Bogotá

Esta planta procesará 65% de las aguas residuales de la ciudad. Requiere inversiones por $4,5 billones, y de esta cifra, Bogotá aportará $2,94 billones –es decir, 64,4%– a partir de 2018. Por su parte, la Corporación Autónoma Regional (CAR) costeará $1,5 billones desde 2023; mientras que la Gobernación de Cundinamarca asignará $61.000 millones a través del Plan Departamental de Aguas.

La estación elevadora y la PTAR de Canoas estarán listas en 2021 y 2024 respectivamente. “La planta de tratamiento entraría en operación hacia 2024 y permitirá que los bogotanos disfruten de un río limpio y donde se dará una renovación urbana con este cuerpo de agua como columna vertebral”, dice Castillo.

2. A proteger el agua

Una de las tareas clave de la EAAB es garantizar el abastecimiento del agua en la capital en condiciones óptimas. La empresa atiende a 1’962.326 de usuarios residenciales y 211.000 no residenciales. Para este tema, se invierten $98.000 millones en terminar con el revestimiento en concreto de los 37 kilómetros de los túneles que transportan el agua a Bogotá y que garantizarán el abastecimiento en los próximos 30 años.

“Con las obras ejecutadas en los últimos tres meses se logró un avance de 85% y durante los próximos tres años se alcanzará el 100%. Estos trabajos darán una mayor confiabilidad en el sistema de abastecimiento a los bogotanos, una mejor calidad del agua, y garantizará que las condiciones del túnel sean las óptimas en cualquier temporada del año.”, dice la gerente de la EAAB.

Los Túneles del Sistema Chingaza son la principal estructura de conducción de agua hacía la capital del país. Por este sistema se abastece a 70% de la ciudad.

Además, se buscará generar las condiciones de paisajismo para el disfrute y acceso de los bogotanos a sitios de recreación en los alrededores de los cuerpos de agua que se recuperarán, tanto en los cerros orientales como en el embalse de San Rafael.

3. Redes modernas

Una prioridad del Plan de Obras es modernizar la red de acueducto y alcantarillado, ampliar la prestación de servicios. Aunque la empresa cuenta con una extensa red, buena parte tiene muchos años y exige un buen mantenimiento para garantizar las condiciones del servicio. El gobierno distrital destinó $716.000 millones este año para la modernización de las redes de la ciudad.

Según Castillo, hay 105 frentes de obra para la construcción de 251 kilómetros de redes de acueducto y alcantarillado que permitirán mejorar el drenaje de la ciudad, disminuir los malos olores y evitar inundaciones en épocas de lluvias.

La entidad ejecuta trabajos en distintos sectores de la capital, como el norte de Bogotá, el occidente y el sur. De hecho, buena parte de estas inversiones se harán en el sur de la ciudad, particularmente en las localidades de Ciudad Bolívar, San Cristóbal, Tunjuelito, Bosa, Usme y Soacha, con una inversión superior a los $180.000, millones con una población superior a 1,4 millones de habitantes.

Un componente clave de la inversión será para normalización de aquellos barrios que tuvieron un origen de invasión y hoy requieren una atención integral. Para estas labores se han destinado $1,7 billones en el Plan.

Puede interesarle: Ciudad Río, la ‘megaobra’ que propone Peñalosa en torno al río Bogotá

Otro frente en el que trabaja la EAAB busca reducir el porcentaje de pérdidas por usuario facturado y en este caso ya arrancó un programa con usuarios industriales para uso de tecnología en lectura de registros.

Con un ambicioso programa de obras, el Acueducto quiere ponerse al día y modernizar su operación. Al mismo tiempo, garantizar que los bogotanos, y en general los cundinamarqueses, disfruten de un río limpio y una renovación paisajística. Un viejo anhelo que muchos esperan que esta vez se pueda cumplir.

La apuesta por el aseo

La decisión del Tribunal Administrativo de Cundinamarca de declarar ilegal el acto administrativo que modificó las funciones de la EAAB para permitirle el ingreso al mercado de aseo no frena la aspiración de su filial, Aguas de Bogotá, de seguir prestando el servicio de aseo. Así lo confirma el gerente de Aguas de Bogotá, Juan Manuel García, quien aseguró que “estamos haciendo todo lo conducente para participar en la licitación. Somos dos empresas diferentes, independiente de quién sea el dueño”.

El directivo sostuvo que Aguas de Bogotá participará en el proceso convocado por la Uaesp, y el próximo 17 de noviembre presentará su propuesta. Se prevé que el 1º de diciembre la Uaesp dé a conocer los nombres de los operadores de las cinco zonas donde se prestará el servicio.

Actualmente Aguas de Bogotá atiende 12 localidades, equivalentes a 52% de la ciudad y cuenta con 3.200 empleados directos. La empresa, de propiedad de la EAAB, no solo recoge las basuras, también opera la PTAR del Salitre a través de un contrato, hace el mantenimiento de todos los canales de la ciudad con el Acueducto y el Idiger y atiende los humedales con la Secretaría del Medio Ambiente y el Acueducto. En 2016 recogieron 997.000 toneladas de residuos. Las ventas alcanzaron el año pasado $148.00 millones y estaba en causal de disolución –por las pérdidas acumuladas–. A junio de este año ya reportaba utilidades netas por mas de $10.000 millones.

Puede interesarle: El río Bogotá agoniza: ¿Cuánto ganaríamos si lo salvamos?

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 533

PORTADA

¿En qué invertir en Colombia en 2018?

Un alza moderada del PIB sería buena para los inversionistas. Elecciones, gran incógnita. Criptomonedas, solo para arriesgados. acciones, la recomendación de los expertos.