| 9/16/2015 7:00:00 PM

El tercer intento de vender Isagen podría ser el vencido

Un fallo del Consejo de Estado le dio vía libre al Gobierno para retomar la venta de Isagen. Pero el escenario ha cambiado.

El pasado 10 de septiembre, el Consejo de Estado le dio una buena noticia al Gobierno: autorizó avanzar en el proceso de venta del 57% que tiene la Nación en Isagen, la tercera generadora de energía del país.

En mayo pasado, cuando el proceso estaba a punto de surtirse con un precio inicial de $5,2 billones, el Consejo de Estado paró esta iniciativa –a la que llegaron GDF Suez, de Francia; Colbún, de Chile, y el fondo de inversión Brookfield, de Canadá– y, después de haber estado congelado durante cuatro meses, se reactivó. Al cierre de esta edición se esperaba el pronunciamiento del Ministerio de Hacienda sobre el nuevo cronograma. La buena noticia para el Gobierno es que tiene vía libre para reiniciar la venta, la noticia no tan favorable es que el entorno es diferente al de hace unos meses. 

El precio del dólar y el del petróleo han cambiado en los últimos meses. El primero en lo que va del año ha crecido cerca de 30%, mientras el del petróleo ha caído a la mitad de lo que se transaba hace un año.

Esto genera dos hechos que pueden impactar la operación. Por un lado, los activos en Colombia hoy, frente al momento en que este Gobierno empezó a estructurar la venta, son más baratos en dólares, lo que podría despertar el interés de las empresas, pero también el apetito del Gobierno a la hora de revisar el precio.

El procurador general de la Nación, Alejandro Ordóñez, se declaró preocupado por el costo que presentan los títulos de Isagen por el aumento en el precio del dólar. En reacción al fallo del Consejo de Estado, afirmó a los medios que mientras en el año 2013 el valor por acción era de US$1,71, hoy es de US$1,07, lo cual representa una desmejora de 37% en el valor de la empresa.

Como dijo el vicepresidente Germán Vargas Lleras en una entrevista radial, “habrá que hacer una nueva valoración. El estimativo hoy a lo que podría ascender la venta de Isagen fluctúa entre $5,2 billones y $6 billones”. 

Por otro lado, la caída del precio del petróleo está dejando un hueco muy grande en las finanzas de la Nación. Es necesario ratificar y buscar mecanismos para blindar esos recursos –si se da la operación– para que vayan a infraestructura y no se destinen a financiar gastos ordinarios de la Nación.

Además, el efecto en la caída del precio del petróleo en las finanzas públicas podría llevar al país a una rebaja en su calificación que no haga tan atractiva la operación. 

En vías

Más allá del proceso mismo de reactivación de la venta, si se llega a dar, le cae muy bien al Gobierno. La razón: la plata para la denominada tercera ola de concesiones de 4G está embolatada. Las dos primeras olas al parecer tienen respaldo financiero y las vigencias futuras establecidas, pero para la tercera las cuentas no están cuadrando. De hecho, se hablaba en el Gobierno que de un total de 10 obras, máximo se podrían financiar seis.

Si los recursos de Isagen llegan, podrían apalancar, desde la Financiera de Desarrollo Nacional (FDN), algunas de estas obras y garantizar su desarrollo. Incluso, Vargas Lleras señaló que con los recursos de la venta se podría apalancar a través de la FDN mucho más crédito subordinado para los temas de infraestructura, “pero además, creo que puede pensarse en incluir un nuevo paquete de obras que podrían financiarse”, aseguró.

Después de más de tres intentos de venta, ¿será que ahora sí? .
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

TEMAS RELACIONADOS

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?