| 3/30/2017 12:00:00 AM

La movida del Gobierno y Telefónica para capitalizar Movistar

Avanza la propuesta de capitalización de Colombia Telecomunicaciones planteada por Telefónica. El Gobierno, socio de la empresa, definirá en las próximas semanas el instrumento para adelantar el proceso.

En los últimos días se confirmó la noticia que había anunciado Dinero en noviembre pasado: el proceso de capitalización que harían Telefónica y el gobierno nacional en Colombia Telecomunicaciones (Movistar).

Los resultados financieros de la compañía reflejan un patrimonio negativo que la llevaría jurídicamente a causal de liquidación, pero tendría 18 meses para solucionarlo. La deuda sobre Ebitda es de 5,8 veces, cuando en operaciones en Europa es de 2,5. La conclusión de los analistas es que necesita avanzar en procesos de capitalización.

Lea también: Accionistas de Movistar, a reunión para definir su futuro

Uno de los mayores pesos en las cuentas de Colombia Telecomunicaciones es el pago al patrimonio autónomo Parapat, que supera los $500.000 millones anuales y cerca de 80% de la caja de la compañía. Este patrimonio atiende diferentes frentes: las deudas de la antigua Telecom y envía recursos a un patrimonio autónomo para el pago de los pensionados.

El valor presente neto del Parapat se acerca a los $4,4 billones. La propuesta de Telefónica es que los socios capitalicen la compañía por ese valor, de acuerdo a las participaciones que tienen en la empresa: Telefónica 67,5% y el Gobierno 32,5%. Esto representaría que la empresa española giraría $3,2 billones y el Gobierno $1,2 billones.

“Estamos en conversaciones con nuestro socio, el gobierno de Colombia, para alcanzar la mejor forma de financiar y fortalecer el balance de la compañía”, advirtió Telefónica en un pronunciamiento.

Ahora la pelota está en campo del gobierno nacional. “El accionista mayoritario ha propuesto un plan de capitalización para pagar una serie pasivos, particularmente los de carácter pensional y nosotros estamos evaluando esa propuesta que podría mejorar los indicadores financieros de la compañía. Pero nuestro principal interés allí es proteger, a capa y espada, la situación de los pensionados del antiguo Telecom y asegurar que los recursos para pagarles sus mesadas pensionales sean amplios y suficientes, y sobre todo que estén asegurados”, le dijo a Dinero el ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas.

Le puede interesar: Gobierno y Telefónica capitalizarán Movistar

Según él, hay una ley que faculta el proceso de capitalización y que sería el instrumento que utilizarían para ese objetivo. “Pero es algo que todavía estamos evaluando”, agregó el Ministro.

El primer encuentro para la discusión se dará el próximo 5 de abril, fecha en que se agendó en la Comisión VI del Senado un debate de control político a Colombia Telecomunicaciones.

Aunque no se ha definido bajo qué parámetros haría la capitalización, seguramente el Gobierno asumiría como deuda esa movida, mientras al país llegarían los casi US$1.000 millones de Telefónica.

Esta movida podría significar, hacia el mediano plazo, el primer paso para que el Gobierno defina con claridad la movida respecto de su participación en Colombia Telecomunicaciones: si la empresa se capitaliza y mantiene el crecimiento operativo, ya sin el peso del Parapat, generaría más valor e, incluso, algunos analistas consideran que es candidato para quedarse con la ETB. En ese escenario, con una compañía más robusta, el Gobierno podría considerar la salida de la empresa y no estar con los sombreros de regulador y accionista.

La discusión será dura en momentos de alta tensión política para el Gobierno. Pero, al parecer, los argumentos para defenderla tienen cabida. El debate se abre.

Recomendado: ¿Cómo el gobierno y telefónica quieren fortalecer el flujo de caja de MoviStar?

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

TEMAS RELACIONADOS

EDICIÓN 524

PORTADA

Así es el mercado de los bufetes de abogados en Colombia

En un año que no resulta fácil para la economía, la actividad de las firmas legales está más dinámica que nunca. Los bufetes de abogados se juegan el todo por el todo.