| 9/1/2006 12:00:00 AM

La vocación de la ciudad

La vocación de la ciudad
Los programas recientes de Manizales se enfocan en convertirla en una ciudad del conocimiento. Sin embargo, los empresarios industriales consideran que hoy la capital de Caldas tiene una enorme vocación industrial. “La industria está en la sangre”, dice Germán Olarte, de Siteco.
Los empresarios caldenses creen entonces que, si bien vale la pena empujar la construcción de una ciudad alrededor del conocimiento, no se debe desaprovechar la posibilidad de generar empleo y producción nueva, al fomentar la industria que ya existe y la nueva que se está gestando alrededor de la ola de inversión que apareció en los últimos años.

Publicidad

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.