| 8/21/2009 12:00:00 AM

Una agencia que se conecta

El espectro, uno de los activos más preciados en el sector de telecomunicaciones, tendrá un órgano especializado que servirá de soporte para el Ministerio: la Agencia del Espectro. Una discusión de forma y de fondo.

Entre octubre y noviembre de este año, se dará vida a una entidad que surgió dentro de la reciente ley de las tecnologías de la información y comunicaciones (TIC). Se trata de la Agencia del Espectro, que será un órgano asesor del ahora Ministerio de TIC y que llega en uno de los momentos de mayor transformación del sector porque hoy el espectro radioeléctrico se convierte en el principal activo para el desarrollo de las nuevas apuestas, resumidas en dos grandes frentes: el acceso a banda ancha móvil y el desarrollo de televisión digital terrestre (TDT).

Según cálculos de la Comisión de Regulación de Comunicaciones (CRC), a diciembre de 2008 el país tenía 156.000 suscriptores con acceso a redes móviles. Para marzo, esta cifra llegó a 316.000, siendo la tecnología de mayor dinámica. Por su parte, la TDT permitirá a los canales que hoy participan y, el tercer canal privado que llegue, contar con al menos dos o tres señales más y prestar servicios de interactividad.

Es clave, entonces, lo que pase con el manejo del espectro y las asignaciones que se hagan en el futuro, pues hoy los cambios tecnológicos permiten optimizar su uso. "En telecomunicaciones todo cambia tan rápido, que hoy una de las discusiones es si el espectro es un recurso escaso. Hay muchas teorías, pero lo cierto es que cada vez es más fácil de aprovechar y menos un recurso escaso", dice Gustavo Cala, vicepresidente de regulación de ETB.

Lo que pasó y lo que viene

La discusión en la operatividad de la Agencia del Espectro está dada por dos factores: uno de forma y otro de fondo. En el primero, en la discusión de la ley, muchos jugadores del sector buscaban un organismo con más autonomía, dada la tendencia internacional de crear entidades especializadas en su manejo y administración.

Para Julián Cardona, presidente del gremio de ingenieros Aciem, el modelo no se completó porque la agencia quedó solo como una entidad asesora del Ministerio, cartera esta que al final hace la atribución y asignación de frecuencias. "Quedó atado a las determinaciones del Ministerio y a posibles decisiones políticas. La propuesta era que el organismo de regulación, como sucede en otros países, hiciera la asignación de frecuencias, con el propósito de que la cadena y planificación del espectro estuviera en un marco técnico", dice. Según María del Rosario Guerra, ministra de TIC, esta fue una discusión profunda. "Si se hubiera desarrollado esa propuesta podríamos haber entrado en un mal peor: el choque de competencias, que es un poco lo que ha pasado con la Comisión Nacional de Televisión", dice.

En el segundo aspecto -el de fondo-, la preocupación está en la metodología para asignar las frecuencias. "En el pasado, el espectro era manejado por demanda desde el Ministerio y no por una visión de largo plazo", señala Guerra.

Una de las prioridades para los empresarios es que haya transparencia y celeridad en las asignaciones. "Ahora, todo depende de la neutralidad con que se asignen esos recursos. Es importante que el Gobierno busque una reglamentación justa y que no haya diferenciación de ninguna clase", señala Jaime Alberto Peláez, presidente de Global Crossing.

Para Cala, de ETB, además de la transparencia, se debe buscar celeridad en las asignaciones. "Esperamos que se haga muy rápidamente y el Ministerio pueda tecnificar la asignación con un mecanismo expedito", explica.

Estos principios de transparencia, igualdad y celeridad son prioritarios, más aún cuando el sector está en una etapa de agresiva competencia. Por un lado, según Cala, la ley consagra un tema revolucionario: la neutralidad tecnológica, que facilita a los jugadores prestar los servicios que la tecnología les permita en la banda asignada. Antes se tenía una restricción jurídica y regulatoria donde la banda tenía que ser usada solo para los servicios fijados. "A los operadores fijos que tienen asignaciones de espectro, nos da acceso a la movilidad. Lo mismo en el futuro para la televisión digital donde los operadores podrán prestar otros servicios", anota Cala.

Y, por otro, los operadores móviles requieren de una mayor asignación de espectro para el desarrollo de sus negocios, en especial en el acceso a banda ancha móvil. De acuerdo con el consultor Wally Swain, presidente en Colombia de The Yankee Group, hoy cada una de las compañías móviles tiene 40 Mhz, pero para avanzar a la siguiente generación, que algunos han llamado 4G, se requiere al menos llegar a 60 Mhz.

"La banda ancha móvil es una línea de negocios muy importante, con un claro impacto en los ingresos. En promedio, un nuevo cliente en prepago lleva entre US$5 y US$7 mensuales, uno en banda ancha móvil entre US$20 y US$30", explica Swain, para quien la tarea de la agencia será prioritaria a la hora de reasignar frecuencias y depurar el espectro.

Para la Ministra, estos conceptos son claros. "Debemos garantizar que el manejo del espectro no se dé para procesos especulativos porque a la vez en la ley estamos dando la posibilidad de que se ceda el espectro y se negocie. Por eso, estamos alistando procesos de subasta donde los proponentes deben llevar propuestas técnicas con modelos de negocio claros, de tal manera que no se bloquee a los que necesitan espectro. Este aspecto también quedó previsto en la ley, de tal manera que cuando haya interés por la prestación del servicio pueda darse directamente por el Ministerio. Los móviles han solicitado, cada uno, 10 Mhz adicionales, lo que estamos analizando", dice Guerra.

Hacia el futuro inmediato, la Agencia del Espectro tendrá en sus manos conceptos sobre las asignaciones para la TDT del tercer canal de televisión, continuar con el reordenamiento y reubicación de jugadores dentro del espectro, para optimizar frecuencias, y estar atento a los procesos de subasta que sacará el Gobierno para las bandas de 450 y 2.500 para móviles rurales que permitan ofrecer voz y datos y para desarrollos tecnológicos de conectividad.

La Agencia del Espectro será quien le hable al oído al Ministerio para el manejo de uno, si no el mayor, de los activos más valiosos para el sector de telecomunicaciones. De sus conceptos y línea dependerá en gran parte el desarrollo del sector.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?