Revista Dinero

| 3/4/2005 12:00:00 AM

Transbordo, el negocio del Caribe

Los puertos sobre el Caribe compiten por el 50% del comercio mundial de transbordo. Con la compra de Contecar, la Sociedad Portuaria de Cartagena busca asegurarse un buen porcentaje de esta carga.

El año pasado se movieron 9 millones de contenedores de 20 pies (Teus) por la cuenca del Caribe, sin México, y de ellos, el 50% correspondió a carga de importación y exportación generada en los países de los respectivos puertos. La otra mitad del movimiento y del negocio estuvo en la carga de transbordo. De acuerdo con la Sociedad Portuaria de Cartagena, se estima que para 2010 circulen por la cuenca entre 15 y 18 millones de Teus, y que las operaciones de transbordo sigan aumentando su participación. Por eso, los puertos de la región están enfrascados en una carrera de inversiones y de proyectos para capturar la atención de las grandes compañías navieras y quedarse con lo que es hoy el negocio portuario más importante.

Hace 15 años, las flotas mercantes estaban compuestas por embarcaciones pequeñas que tenían un comportamiento muy parecido al de los buses urbanos. Surcaban los océanos atracando en cada puerto de la región, para recoger o dejar su carga, sin importar que los viajes se hicieran interminables. Con la llegada del contenedor, la situación empezó a cambiar y hoy los buques se parecen más a un tren expreso, lleno de vagones, que se detiene en unas pocas terminales donde unos barcos más pequeños distribuyen la carga en los puertos de la región.

Para dar una idea de la magnitud del cambio, basta con imaginar que a principios de los 70, los buques tenían capacidad para manejar en promedio 1.000 contenedores, en los 80, 3.000, a finales de los 90 había buques para 8.000 y ya hay embarcaciones que transportan 12.000 contenedores. En un mundo globalizado y en el cual cualquier centavo de más puede dejar a un competidor por fuera del mercado, los ahorros en costos de transporte marcan una gran diferencia. Y ahí la capacidad de carga de los barcos y la eficiencia de los puertos son fundamentales. De acuerdo con una presentación de la Federación Nacional de Cafeteros, mientras el costo de transporte de un buque de 1.000 contenedores es de US$0,035, por Teus por milla náutica, el de uno de 8.000 es de US$0,020.



La pelea por el mercado

En el Caribe 8 puertos se disputan el mercado de transbordo, todos ellos con fuertes inversiones en tecnología y/o en infraestructura para adecuarse a los retos del crecimiento en el comercio que se está proyectando por la zona.

La mayor competencia se da entre los puertos de Manzanillo y de Balboa en Panamá, Freeport en Bahamas, Kingston en Jamaica, puerto de Caucedo en República Dominicana y Cartagena. En Puerto Rico se anunció la construcción de un megacomplejo portuario con una inversión de US$1.000 millones, que sería una fuerte amenaza, mientras que en Venezuela se estarían haciendo gestiones para que la multinacional Hutchison Port Holdings, que maneja los puertos de Freeport y Balboa, invierta en Puerto Cabello.

En volumen el primer puerto es Panamá, seguido de Freeport, Kingston, Puerto Rico y Cartagena. Actualmente, la Sociedad Portuaria Regional de Cartagena (SPRC) tiene una capacidad para movilizar un millón de Teus al año, y con la compra de Contecar, que le acaba de hacer a la Federación de Cafeteros, podría manejar 2,5 millones de Teus para 2015. Aunque hoy Contecar solo tiene capacidad para 200.000 Teus (movió 50.000 el año pasado), posee el área apropiada para una expansión de la SPRC. "El puerto requiere inversiones del orden de los US$300-400 millones, para que en 10 años podamos capturar 1,5 millones de Teus adicionales para Cartagena, atendiendo barcos de 10.000 contenedores", afirma Alfonso Salas, gerente general de la SPRC. Tan solo en Cartagena el comercio se ha multiplicado por 4 en 10 años, para llegar a los 600.000 Teus, y en términos conservadores se podría duplicar nuevamente hasta 2014, de acuerdo con proyecciones de la Federación Nacional de Cafeteros. "Contecar está a la entrada de la bahía, y la Sociedad Portuaria al final. La integración entre ambos trae grandes beneficios", explica Luis Genaro Muñoz, gerente administrativo de la Federación.

En el caso de Freeport, Hutchison ha invertido más de US$250 millones en ese puerto; está terminando un proyecto de US$130 millones en Balboa (Panamá) para duplicar su capacidad, y este año le invertirá otros US$132 millones.

En Manzanillo, la compañía operadora Stevedoring Services of America y sus socios panameños tienen planeadas inversiones por US$30 millones, que complementan los US$100 millones que le acaban de inyectar para ampliar su capacidad. En Kingston se está expandiendo la capacidad en 30% y en Caucedo, la multinacional CSX World Terminals tiene inversiones del orden de US$290 millones.

Los factores de competitividad en los puertos están dados por el tiempo de tránsito, las tarifas y las economías domésticas. En el primer caso, hay factores no controlables, como las distancias, y otros sobre los que se puede actuar, como la productividad. La gran carrera de los puertos está en aumentar su capacidad de almacenaje y su infraestructura para poder atender los requerimientos de las navieras, y en mejorar su productividad para demorar lo menos posible los buques. En el primer caso, la unión de la SPRC y Contecar asegura unas instalaciones adecuadas, y en el segundo la SPRC ha demostrado que puede competir, ya que con un promedio de manejo de 120 contenedores por hora, es uno de los puertos más productivos del mundo para barcos de 3.000 contenedores y el más competitivo del Caribe. La competencia es a muerte, y lo único seguro es que con las inversiones, Cartagena se logra mantener en la pelea.
¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×